Madrid y Barcelona “dialogan” a través de las rutas de Cela

El hijo del Nobel gallego presentó la nueva edición conjunta de “Madrid” y “Barcelona” ep
|

Ediciones del Viento publica la edición bilingüe castellano catalán de los “viajes urbanos” de Camilo José Cela por Madrid y Barcelona, en una obra conjunta que “pone a dialogar” a ambas ciudades en unos tiempos “en los que esto supone una magnífica oportunidad”, explicó el hijo del autor, Camilo José Cela Conde.
“Estos libros se pueden leer en una clave ciudadana, que no política, que permite que cada una de las ciudades se puedan ver desde fuera y ser incorporadas por los lectores de ambos lados como propios”, defendió Cela Conde, que dijo “lo ideal” sería que el libro de “Madrid” fuese leído por los catalanes y el de “Barcelona” por los madrileños.

Cela publicó originalmente “Madrid” en el año 1966 y “Barcelona” en el año 1970. La nueva edición conjunta, impulsada por la Fundación Charo y Camilo José Cela y la Fundación La Caixa, sale a la venta con las ilustraciones originales de Juan Esplandiú Y Federico Lloveras.

El periodista y escritor catalán Sergio Vila Sanjuán definió a Cela como uno de los autores “que mejor ha entendido el carácter pluricultural” de España, tal y como reflejan ambos libros. Para el crítico literario, no obstante, estos viajes urbanos demuestran que Cela “sabía más” de Madrid que de Barcelona.

“La narración que hace de la capital es más vivencial, le sale solo, de hecho ya había publicado la gran novela de postguerra que era “La colmena” con Madrid de telón de fondo. En Barcelona acude más como visitante de los editores que tenía allí, pero ya desde su primera visita se hizo el “rey del mambo”, comentó con humor.

Para Vila-Sanjuán, la obra de Cela sobre Barcelona va “en tres direcciones”: una de ellas es la histórica, otra la de una ciudad de costumbres (con sus sardanas o ferias populares) y la tercera es la de una “visión crítica” con la Barcelona desarrollista. Como ejemplo de esto último, un pasaje en el que el escritor gallego hablaba de la Plaza de Cataluña como “grande, confusa y bancaria”.

Por su parte, el periodista Juan Cruz habla de un Cela que “contó Madrid para siempre”, en alusión a la vigencia de este libro. “Se puede observar ahora cuando se lee que hay un enorme sentido del tiempo y, de hecho, tanto “Madrid” como “Barcelona” se pueden entender como coetáneos de esta misma edad”, apuntó. n

Madrid y Barcelona “dialogan” a través de las rutas de Cela