A Coruña registra la segunda menor bajada del paro en julio desde la crisis

portada
|

El número de parados registrados en la ciudad de A Coruña continúa descendiendo –por quinto mes consecutivo aunque, esta vez, de manera leve– y la cifra en julio se situó en los 15.661 desempleados, lo que supone 127 menos que en junio. Esta bajada representa un 0,80% y la urbe coruñesa, de este modo, se sitúa como la quinta gallega en la que más se reduce el desempleo de forma porcentual, con Pontevedra a la cabeza con una caída de 2,98% inscritos –Santiago es en la única en la que aumenta, un 1,52%–.

textoSi se tiene en cuenta la comparativa desde el inicio de la crisis hasta la actualidad, este mes de julio fue el segundo en el que se produjo una mejor bajada con respecto al mes anterior, solo superado por el de 2008, cuando el paro cayó solo en 102 personas. El año en el que se produjo una mayor variación con respecto a junio fue en 2015, ya que se pasó de 20.399 demandantes de empleo a 19.750 (649 menos).

Sectores
Como en el mes anterior, y pese a la llegada de la temporada estival, la mayor cantidad de demandantes de empleo se encuentra en el sector servicios, con 11.724 personas inscritas en los servicios públicos en A Coruña, 61 menos que en junio. Con todo, la construcción es el sector en el que más bajó el paro, pasando de las 1.148 personas en junio a los 1.028 de julio, y en la industria fueron cinco las personas que encontraron trabajo en el último mes (1.115 parados). Agricultura y ganadería siguen estando a la cola, con 213 desempleados, y fue el único en el que creció el paro, con cuatro personas más que en junio. Sin empleo anterior se encuentran los 1.581 herculinos que se han apuntado en el SEPE este mes.

Edad y sexo
En cuanto a la edad, el panorama, pese a haber bajado en ambas franjas, es parecido a las estadísticas de meses pasados. En lo que representa a mayores de 25 años, la mayoría, son 14.997 personas las que están apuntadas en el Inem, lo que supone 102 menos que en junio. Los menores de esa edad suponen el 4,23% del total, lo que se traduce en 664 parados (25 menos que el mes anterior).

A la hora de diferenciar por sexos, el paro femenino sigue superando al masculino, habiendo una diferencia de 2.287 personas entre ambos. Mientras que el número de mujeres aumentó en este mes –pasó de 8.928 a 8.974 personas–, en el caso de los hombres descendió en 173 parados, de 6.860 a 6.687. 

En el área se observa también un descenso en cuanto a desempleo se refiere, después de A Coruña, el municipio en el que más bajó el paro fue Culleredo (con 80 personas menos), seguido de Arteixo (51 menos), Sada (34 menos), Cambre (26 menos), Oleiros (19 menos), Bergondo (once menos), Carral (siete menos) y Abegondo (dos menos).

En la comarca de Betanzos, Miño es el lugar donde más desciende el paro, con 32 personas menos en el paro, seguida por los ayuntamientos de Curtis, (15 menos) y Coirós e Irixoa, con ocho parados menos cada uno. Betanzos y Vilasantar descendieron su índice de paro en cuatro personas cada uno y Vilarmaior en tres.

En el lado opuesto se encuentra Paderne, que aumentó en seis el número de desempleados del municipio, seguido de Cesuras –aún separado de Oza– (cinco más) y Aranga (dos más). Oza dos Ríos fue el único en el que no se produjeron cambios con respecto a junio, siendo 125 las personas que buscan actualmente empleo.

Por sexos, en la comarca de Betanzos son 965 las mujeres que buscan empleo y 797 los hombres, dividiéndose en 83 menores de 25 y 1.609 los que superan esa edad. En cuanto a los sectores, la tendencia es igual que en la urbe herculina, con un mayor descenso en servicios (1.201 parados en la comarca betanceira y 534 en la ciudad de los caballeros). 

Donde existen más demandantes de empleo en este sector en el resto del área metropolitana de A Coruña, es en Arteixo (1.302 personas), seguido por Oleiros (1.256) y Culleredo (1.207). A la cola está la agricultura, con más parados en los ayuntamientos de Oleiros (25) y Arteixo (23).

A Coruña registra la segunda menor bajada del paro en julio desde la crisis