Sada- El Ayuntamiento acusa al anterior gobierno de no pagar la calefacción a dos entidades

|

El Ideal Gallego-2011-06-23-023-b8a2e002

daniel romero > sada
  Ni los 100 días de cortesía, ni nada que se le parezca. Quizás cuando el ahora alcalde, Ernesto Anido, se refirió tras los comicios a que Sada era un caso especial –lo hizo para justificar que no debía gobernar la lista más votada, a pesar de que el PP defiende esa máxima–, se refería también, sin quererlo, a que habría una guerra dialéctica desde el primer día. Y así está siendo.
La última es una acusación de los actuales regidores municipales hacia sus predecesores por el hecho de que no pagaron durante los cuatro años que estuvieron en el Ayuntamiento “ni una sola factura” del suministro de gas para la calefacción en los locales cedidos a las asociaciones A Lembranza y A Peneira, destinados a personas mayores y a discapacitados, respectivamente.
La deuda generada por este impago, sostiene el gobierno local, asciende a más de 4.000 euros “y ya ha sido reclamada formalmente al Ayuntamiento” por la empresa suministradora del servicio de energía.
En dichos comunicados –con fecha de entrada en el Registro Municipal de 17 de junio–, esta compañía le recuerda al consistorio que le adeuda, por el local de A Lembranza, una cantidad de 2.095 euros y, por el de A Peneira, otros 2.123 euros. De hecho, advierte a la administración local que, si en el plazo máximo de un mes no han hecho frente a este pago, se procederá al corte del suministro en estas instalaciones.

Hace más de un año > Desde el gobierno local indican que esta empresa asegura que las gestiones para intentar cobrar esas cantidades “se remontan a hace ya más de un año”, cuando representantes de la firma energética se reunieron con el entonces concejal de Hacienda y Servicios Sociales, Luis Barreiro, “que en principio negó que el Ayuntamiento fuese el responsable del consumo de gas de esos locales”.
Asimismo, el equipo de gobierno dirigido por Ernesto Anido subraya que en el convenio de cesión de dichas instalaciones suscrito entre el Ayuntamiento y las dos asociaciones “no figura ninguna cláusula” por la que estas entidades “deban asumir el coste de la calefacción. Es más, afirman que en el contrato el que figura como titular es el consistorio.
“El gobierno local lamenta profundamente que la morosidad del bipartito de BNG y PSOE haya puesto en riesgo el suministro de energía” en los locales de estas asociaciones de mayores y discapacitados, como manifestó el Ayuntamiento en el día de ayer, en un comunicado, donde concluye anunciando que el mandato que acaba de iniciarse se regirá “por la austeridad necesaria en épocas de crisis, pero siempre asumiendo sus compromisos”.

Novatada > Por su parte, el exalcalde del BNG, Abel López Soto, afirmó que “pretender elevar a categoría de noticia” el hecho de que el gobierno tiene que pagar a una empresa 4.000 euros por el suministro de gas “é un claro indicador da novatada de quen dirixe o Concello e que se asusta por todo”.
El portavoz nacionalista explicó que las facturas a las que se refiere el Ayuntamiento “correponden a gastos de dous locais que están ocupados por asociacións” y añade que si éstas no hicieron frente a esos pagos, serán los servicios económicos municipales “os que deberán determinar se é un gasto lexítimo e asumible polo Concello”, por lo que tendrán, dijo, que elaborar los informes pertinentes para la aprobación y abono de esas cantidades.
Una vez explicado esto, López Soto le recordó a Anido que si esa es la carga más pesada que hereda del gobierno anterior, “non debe preocuparse”. A este respecto, añadió que cuando el BNG, con el PSOE, entró en el gobierno local en 2007 “atopou no caixón nada máis e nada menos que 590.000 euros que tivo que pagar da nefasta xestión herdada do que agora é o seu socio de goberno, o señor Rodríguez Ares”.
Aquella herencia fue derivada, insistió, de una forma de gobernar “nefasta e contraria ao interese público” y con la que Anido, tras el acuerdo de gobierno entre PP y PDSP, “carga con todas as súas consecuencias”.

Economía impecable > En lo que se refiere a la gestión económica realizada por el anterior gobierno, Abel López Soto la calificó de “impecable”, dejando una situación en las arcas municipales “que nada tiña que ver coa do ano 2007”.
Sin ir más lejos, dijo, “a acta de arqueo do 11 de xuño –que es obligado realizar tras un cambio de gobierno, “e que realizaron os servizos económicos e xurídicos” del Ayuntamiento– indica que as contas municipais quedaron cun saldo positivo de 1.879.000 euros”. Y todo ello, recordó, “en plena recesión económica e de conseguir uns resultados orzamentarios históricos, todos positivos”, entre los que citó el ahorro neto, el remanente de tesorería y el nivel de endeudamiento.

Sada- El Ayuntamiento acusa al anterior gobierno de no pagar la calefacción a dos entidades