Una transición entre viales “muy mala” y un cruce “peligroso”

|

 Aunque quizá ahora el principal problema para moverse por el entorno de la Tercera Ronda en A Zapateira lo tienen los peatones, las soluciones provisionales dadas a  la infraestructura a la espera de que se complete la conexión con As Rañas y Lonzas no es la más adecuada. Lo dicen algunos ingenieros de caminos, que subrayan que “un vial de dos calzadas separadas con prestaciones de autovía” no debería terminar “en un vial estrecho y una rotonda que no está preparada para este tipo de tráfico”. Según comenta uno de los profesionales, Daniel Fernández, la autovía “da una sensación de seguridad que es falsa” porque al acabar el tramo inaugurado aparece “una transición muy mala y un cruce con la carretera de Vilaboa muy peligroso por su escasa visibilidad”. Algunos vecinos ya han sido testigos de accidentes.

Una transición entre viales “muy mala” y un cruce “peligroso”