Sada - Reclaman 3,5 millones por la anulación de dos licencias dadas por Rodríguez Ares

|

El Ideal Gallego-2011-06-07-021-66222ae3

redacción > sada
 La política urbanística ejercida por el gobierno local de Ramón Rodríguez Ares acaba de recibir otro varapalo judicial con la anulación de dos licencias otorgadas por el Ayuntamiento en 2001 y 2005 y que han motivado que las promotoras que iban a ejecutar sendos proyectos reclamen a la administración local 3,5 millones de euros en concepto de responsabilidad patrimonial.
Como explican desde la Concejalía de Urbanismo, el Tribunal Supremo ha confirmado la sentencia dictada por el Tribunal Superior de Xustiza de Galicia de 2004 en la que se anulaba el plan parcial SAUR-4. Por este motivo, la Sociedad General de Terrenos y Edificios SL presentó una reclamación por vía administrativa de 1.364.896 euros, “incrementada cos intereses correspondentes”.
En este caso, el plan parcial fue aprobado por el pleno de la corporación en 2001 con los votos en contra del BNG. A favor se mostró el Partido Popular, del que era miembro el alcalde Ramón Rodríguez Ares y como concejal de Urbanismo estaba Emilio Gómez.
Cuatro años después, tanto Rodríguez Ares como López ocupaban los mismos cargos bajo las siglas de Sada Popular (PDSP). La junta de gobierno de aquel entonces otorgó una licencia para construir 77 viviendas en Tarabelo.
Este permiso fue anulado también por sentencia judial, lo que, a su vez, llevó a Residencial Porta Sada a exigir a la administración local 2.161.325 euros, así como los intereses oportunos. Un asunto que todavía está pendiente de fallo.
En este sentido, desde el gobierno local (BNG y PSOE) señalan que están defendiendo “os intereses municipais opoñéndose as reclamacións presentadas”.

154 casas > Estos dos nuevos casos se suman a otro que se dio a conocer a principios de mayo y en el que el juzgado de lo contencioso administrativo anulaba cuatro licencias de obra pertenecientes a sus respectivas urbanizaciones y que afectaban a 154 viviendas.
El residencial La Soleada, ubicado en Meirás, está finalizado y ya cuenta con inquilinos –y licencia de primera ocupación “por decreto do anterior alcalde”–, como explicaban desde el gobierno local. En este caso, la urbanización tiene 24 chalés repartidos en cuatro bloques de seis viviendas cada uno.
Las otras afectadas son El Carmen (42 viviendas) en Tarabelo y en Samoedo se recogían 11 viviendas. Se incluía también otro proyecto de 77 viviendas (el de Porta Sada) que se encontraba en fase previa para acondicionar los terrenos cuando se dio a conocer la orden judicial, mientras que los casos anteriores, la constructora tuvo que parar los trabajos de construcción entre 2006 y 2007.

Sada - Reclaman 3,5 millones por la anulación de dos licencias dadas por Rodríguez Ares