Envían a prisión al detenido por un apuñalamiento en San Cristóbal

|

  a.b. > a coruña

  La jueza ordenó ayer el ingreso en prisión del detenido esta semana como autor del apuñalamiento del que fue víctima el pasado 26 de junio otro joven en la plaza de San Cristóbal en el curso de una pelea. La titular del juzgado de instrucción 7, en funciones de guardia, le atribuye de forma provisional un delito de homicidio en grado de tentativa, que se justifica por el lugar adonde fueron dirigidas las cuatro puñaladas que recibió la víctima en la pierna; una de ellas estuvo punto de afectarle a la arteria femoral, lo que podría haberle causado la muerte por desangramiento.
El herido es una de las tres personas que ayer participó, junto a otros testigos del suceso, en una rueda de reconocimiento, que en todos los  casos resultó positiva. Los tres apuntan a que el detenido es la persona que empuñaba el arma y que se inmiscuyó en una disputa entre otros dos jóvenes, que se había iniciado cuando uno de ellos comenzó a piropear a la novia del otro.
Ya antes de desarrollar ayer la prueba, los testigos –un agente de la Policía Local y un taxista, además del propio perjudicado– habían identificado en fotografía al pregunto agresor, que cuenta ya con una veintena de antecedentes penales a pesar de su juventud.

Intervención > Fueron, según las primeras investigaciones, los vecinos de la plaza de la estación de trenes los que alertaron de la disputa que estaba teniendo lugar. Cuando la primera patrulla llegó encontró al sospechoso a unos 25 metros de los dos chicos que continuaban enzarzados. En un primer momento se le dejó marchar, después de tanto él como la chica que le acompañaba –su pareja– negasen haber tenido nada que ver con la pelea.
Preguntado, tanto en el cuartel de Lonzas como en el juzgado de guardia, por su participación, el imputado señaló que únicamente medió para detener a los oponentes, dado que uno de ellos–el novio de la joven a la que iban dirigidos los piropos– era conocido suyo. Sin embargo, la jueza tiene sospechas de que su intervención fue más relevante, a la vista de los testimonios de varios de los presentes.
A partir de ahora, será el juzgado de instrucción 5 el que asuma la investigación, que podría dar lugar a un juicio por homicidio intentado en la Audiencia Provincial. La defensa del joven, que ejerce el abogado penalista Rubén Veiga –miembro del despacho de José Ramón Sierra– aboga por su puesta en libertad en atención a la presunción de   inocencia pero, llegado el caso, solicitará una calificación de los hechos más favorable, como puede ser la de lesiones con instrumento peligroso.
En cuanto a la joven que acompañaba al detenido aquella tarde noche, también está siendo investigada por un delito de homicidio en tentativa que, en su caso, se acompaña de uno de robo, ya que el herido afirma que le arrancó unas cadenas que llevaba puestas. También ella se sometió ayer a la prueba de reconocimiento, pero al no ser identificada por los testigos, la jueza dictó un auto que le concende la libertad provisional.


 

Envían a prisión al detenido por un apuñalamiento en San Cristóbal