La Comisión de Seguridad Minera inicia la investigación del accidente de Léon

Cientos de vecinos se concentran en Pola de Gordón (León) donde hoy se vive la primera de las tres jornadas de luto por los seis mineros fallecidos ayer en un accidente en el Pozo Emilio del Valle en Llombrera de Gordón (León),
|

La Comisión Estatal de Seguridad Minera se ha puesto en marcha para iniciar la investigación destinada a esclarecer lo ocurrido ayer en una mina de León, donde seis trabajadores fallecieron asfixiados por falta de oxígeno y otros cinco resultaron heridos.

Con esta actuación se tratará de determinar cómo se sitúan las responsabilidades por este suceso, ha informado hoy en declaraciones a los periodistas el secretario confederal de Acción Sindical y Políticas Sectoriales de CCOO, Ramón Gorriz, con motivo de la concentración convocada en Pola de Gordón (León) en solidaridad con las víctimas del accidente en Pozo Emilio.

A esta concentración, también ha acudido Agustín Prieto, secretario general de UGT en Castilla y León, quien ha lamentado el accidente en declaraciones a los periodistas.

Ha apuntado que "no son tiempos para hacer análisis de lo que ha pasado", sino de dejar de trabajar para que se conozca lo ocurrido.

Se ha referido al paro convocado en la minería que, a falta de conocer los datos, es "total", ya que se trata de un colectivo que tradicionalmente ha demostrado su solidaridad, al tiempo que se ha mostrado convencido de que el paro será secundado por el cien por cien de los mineros.

Por su parte, el secretario general de CC.OO en Castilla y León, Angel Hernández, también en la concentración, ha transmitido su pésame a los familiares y amigos de los fallecidos y heridos y ha apuntado que "son momentos en los que hay que tener mucha serenidad".

Ha recordado que, precisamente, la Hullera Vasco Leonesa, a la que pertenece la mina de interior en la que se produjo un escape de gas metano, "no se caracteriza porque la falta de seguridad sea un elemento a destacar", tras lo que ha pedido prudencia antes de sacar conclusiones precipitadas.

Una vez realizada la investigación, si se han cumplido las normas de seguridad, se debe velar por aplicar más para que lo sucedido ayer no se vuelva a repetir y si ha habido fallos "pues corregirlos y dirimir responsabilidades".

En cualquier caso, "hoy no es día de echar culpas, sino de estar con los trabajadores mineros y las familias", ha dicho Hernández, que ha añadido que a partir de mañana o pasado "cada uno tiene que estar en su sitio".

La Comisión de Seguridad Minera inicia la investigación del accidente de Léon