El PP y el BNG votan en contra del modificativo para pagar las facturas

El Ideal Gallego-2015-08-08-002-091b8edd_1
|

Los grupos del PP y el BNG echaron ayer por tierra las pretensiones del Gobierno local de la Marea Atlántica de sacar adelante su primer modificativo de crédito. Conservadores y nacionalistas votaron en contra de esta propuesta que pretendía un cambio en los presupuestos municipales de 2,6 millones de euros para hacer frente a facturas sin pagar del año 2014. A los votos negativos de PP y BNG se sumó la abstención de los seis ediles socialistas, lo que imposibilitó (con solo los 10 votos favorables de los mareantes) que la propuesta fuera aprobada.
El ejecutivo local comienza ahora un periodo de negociaciones para conseguir el montante necesario para hacer frente a las obligaciones con los proveedores que, según puso de manifiesto el alcalde en varias ocasiones, es resultado de la “nefasta” organización del Gobierno del Partido Popular en la ciudad durante los últimos cuatro años. 
La nacionalista Avia Veira, que ya había avanzado su voto negativo a este asunto, señaló que su decisión se correspondía con una cuestión de coherencia. La edil dijo que no entendía cómo se podían derivar fondos de los presupuestos municipales para pagar estas facturas, además de cuestiones relacionadas con la fiestas de María Pita de este año y, sin embargo, se proponían recortes en partidas como las destinadas a la reforma del mercado de Santa Lucía u otras que se encargarían de sufragar cuestiones educativas. 

responsabilidad
El Partido Popular también dio su voto negativo a este modificativo de crédito y, en boca de su portavoz, Carlos Negreira, acusó directamente al alcalde de falta de diálogo y soberbia. El conservador le recordó a Ferreiro que la Marea es la segunda fuerza política en la ciudad y que no tiene mayoría absoluta. 
El tercer grupo de la oposición, el socialista, se abstuvo en esta cuestión, lo que imposibilitó que saliera adelante la propuesta. El edil socialista José Manuel Dapena lamentó igualmente la falta de consenso del grupo de Gobierno y reprochó a Negreira “las formas y el fondo” por la manera en la que ha llevado adelante el modificativo, “sin diálogo ni contenido”. No obstante, dijo entender que fuera necesario el crédito para hacer frente a las facturas sin pagar que dejó el PP “por exceso de gasto del pasado”, pero rechaza que la Marea aproveche ahora para suprimir partidas de empleo “cuando peor lo están pasando los coruñeses y sin medidas sociales”, dijo. 

El PP y el BNG votan en contra del modificativo para pagar las facturas