España encara el primer peldaño hacia semifinales

05 agosto 2012 / 10 enero 2013 LONDRES (REINO UNIDO) 04/08/2012.- El espa�ol Julen Aguinagalde Akizu (d) en acci�n ante el h�ngaro Laszlo Nagy (i) durante el partido de balonmano ol�mpico disputado hoy, s�bado 4 de agosto de 2012, en Londres (Re

La selección española intentará sumar hoy (18.15/TDP) ante Austria la primera de las dos victorias que necesita para sellar su pase a las semifinales del Europeo de Dinamarca, en un encuentro en el que podrá contar por primera vez en el torneo con el pivote Julen Aginagalde.
Una inmejorable noticia para Manolo Cadenas, que recupera para la fase decisiva a un jugador clave, tras superar unas molestias en el abductor de la pierna izquierda. Como reconoció el técnico, la entrada de Aginagalde en la lista no tiene que significar la salida del equipo de Juan Andreu, el encargado de sustituir al pivote irundarra en los cuatro primeros partidos.
Palabras que hacen pensar en la posibilidad de que el elegido para dejar su puesto a Aginagalde sea el lateral Carlos Ruesga, que apenas ha jugado diez minutos en el torneo, ya que, como recalcó Cadenas, el sustituido saldrá de entre los jugadores que “menos han participado”.
A la mejoría ofensiva, España tendrá que añadir una mayor solidez en defensa, su habitual seña de identidad, porque, extrañamente, se ha mostrado irregular en esa faceta en sus dos últimos compromisos.
La clara derrota (27-33) encajada por los austríacos el sábado ante Islandia, en un encuentro en el que los centroeuropeos apenas pudieron seguir 15 minutos el ritmo del equipo nórdico, hace pensar que España podría lograr la victoria sin necesidad de mostrar su mejor versión.
Pese a todo, ‘los Hispanos’ no deberían confiarse frente a un equipo que es capaz de alternar grandes partidos con otros mucho más discretos, y que ya quedó por delante en la fase de clasificación para el Europeo de todo un clásico del balonmano mundial como Rusia.
Especialmente atento deberá estar el conjunto español al central Viktos Szilagyi, así como con el lateral izquierdo Roland Schlinger, máximo anotador del conjunto austríaco en la competición con un total de 17 tantos. El punto fuerte de la selección de Austria, que dirige el islandés Patrekur Johanesson, es su juego colectivo, una ofensiva “con un gran trabajo táctico” detrás, como destacó Cadenas, que hace que la estrella del equipo austríaco sea el grupo. n

España encara el primer peldaño hacia semifinales

Te puede interesar