Fallece a los 71 años Lou Reed, el poeta y provocador salvaje del underground

LOU104. Berlin (Germany), 20/06/2012.- (FILE) The file picture dated 20 June 2012 shows US singer-songwriter Lou Reed performing on stage at the Zitadelle Spandau in Berlin, Germany. According to media reports from 27 October 2013, Lou Reed has died at th
|

La leyenda estadounidense del rock Lou Reed, cofundador de la banda The Velvet Underground, falleció ayer a los 71 años de edad en Long Island (Nueva York), confirmó su agente Andrew Wylie.
Las causas de la muerte de Reed, que había recibido un trasplante de hígado en mayo, no han sido reveladas, aunque Wylie señaló que podría estar relacionadas con esa operación.
Aunque Lou Reed afirmaba que dejó de ser “el chico malo del rock” en los setenta, este icono del underground y exvagabundo del lado salvaje nunca perdió oportunidad de azuzar al mundo con su irrefrenable doble genio, creativo y temperamental.
“Yo desde siempre he tenido muy claro lo que quería hacer. Al principio no toqué blues porque todo el mundo lo hacía y me gustaba escribir sobre las cosas de las que no hablaban los demás. He ido huyendo de todas las modas, esa es la razón del por qué todavía estoy aquí”, afirmaba a Efe este orgullo neoyorquino, nacido en Brooklyn en 1942.
Aunque nunca conoció el éxito comercial como miembro de The Velvet Underground, que confundó en 1964 junto a John Cale, Sterling Morrison y Maureen Tucker, con Andy Warhol como mánager, su legado sigue siendo considerado uno de los más influyentes de la historia del rock, con discos como el seminal “The Velvet Underground and Nico” (1967).
En 1970, tras la disolución de la banda, arrancó su etapa en solitario, ganándose una reputación como el “cronista de las miserias de la gran ciudad” y el roquero políticamente incorrecto con canciones como “Sweet Jane” o “Walk on the wild side”, aún drogadicto, como mostraba la célebre “Heroin”.
Fueron tiempos de rabiosa explosión creativa, en los que en sus escarceos con el glam-rock, ocasionalmente actuaba trasvestido. En 1972 comenzó a colaborar con David Bowie, quien le produjo el disco “Transformer”, al que siguió, un año después “Berlín”, considerado en su momento por la crítica “el disco más depresivo de la historia”.
Transfusiones de sangre y artes marciales le arrancaron del lado salvaje hacia el que las drogas y el éxito le estaban abocando sin posibilidad de retorno.
A principios de los años ochenta se casó con Sylvia Morales y el concepto de la poesía-canción. Se fue a vivir a una casa de campo, lejos de todo, hasta del tabaco y el café.
Puede que perdiera puntería musical pero, como señalaba Gerard Mortier, Lou Reed tenía “más cosas que decir que Luciano Pavarotti”. Al menos, siempre daba titulares, y eso que nunca leía la prensa.

Fallece a los 71 años Lou Reed, el poeta y provocador salvaje del underground