El Ayuntamiento olvida reservar un espacio para la campaña de Tranvías

Los trabajadores estuvieron el primer día de campaña en el Obelisco | quintana
|

La Compañía de Tranvías no pudo desarrollar con normalidad la segunda jornada de su campaña de concienciación sobre el uso correcto del transporte público. El motivo es que el Ayuntamiento no reservó el espacio que se le había solicitado para ello en la plaza de Pontevedra.
Después de estrenar su campaña el lunes en el Obelisco, ayer estaba previsto que siguiese en la plaza de Pontevedra. Sin embargo, cuando llegaron los trabajadores de la Compañía de Tranvías con el autobús que utilizan para llevar a cabo sus explicaciones se toparon con la situación inesperada.
Desde el comité de empresa de Tranvías explican que habían solicitado la reserva de un espacio en la esquina de la plaza de Pontevedra con la calle de Juana de Vega. 
A su llegada vieron que su petición no se había cumplido y entonces tuvieron que dar alguna vuelta por la zona hasta que se liberaron un par de plazas de aparcamiento contiguas, por lo que experimentaron un retraso con respecto al horario que tenían establecido.
“Entendemos que fue un despiste”, aseguran desde el comité de empresa de la Compañía de Tranvías, que hoy se trasladarán a la calle de la Torre y en los próximos días visitarán la plaza de Pablo Iglesias y la avenida de As Conchiñas, sitios en los que no esperan problemas.
Al encontrarse ayer que no se les había reservado el espacio solicitado, los responsables de la campaña intentaron contactar con el concejal de Movilidad Sostenible, Daniel Díaz Grandío, aunque sin éxito. 
El edil se había pasado el lunes por el Obelisco para visitar la iniciativa de la Compañía de Tranvías, momento que aprovecharon para recordarle que al día siguiente estarían en la plaza de Pontevedra. Díaz Grandío fue cuestionado en una emisora de radio acerca de lo sucedido y aseguró desconocer los hechos.
Los trabajadores de la Compañía de Tranvías está llevando a cabo esta campaña bajo el lema “El bus es para ti... y para mí”. El objetivo que persiguen es acabar con las conductas incívicas que se producen en el transporte urbano.
La necesidad de que las paradas estén libres, mantener limpios los autobuses, utilizar auriculares para escuchar música, no poner los pies encima de los asientos, ocupar primero la parte de atrás del autobús y no llevar grandes bultos son algunas de las situaciones que se están exponiendo en esta campaña. 
El comité de empresa reconoce que todavía queda mucho camino por recorrer para los ciudadanos alcancen un comportamiento cívico. l

El Ayuntamiento olvida reservar un espacio para la campaña de Tranvías