El PSOE califica de retroceso la supresión de la Concejalía de Igualdad del organigrama

|

El Ideal Gallego-2011-07-05-006-f5b2845b

  p. g. l. > a coruña

  El grupo municipal del PSOE está en desacuerdo con la supresión de la Concejalía de Igualdad por parte del gobierno local. Así lo manifestó ayer la concejala socialista Gloria del Valle, para la que este cambio supone un retroceso en el plano de la cohesión social.
“Es un recorte ideológico porque supone renunciar a los resultados de las políticas públicas de igualdad”, denunció Del Valle, que considera que las acciones desarrolladas a través de esta área  –en manos del BNG en la anterior administración local– “se traducen en mayores tasas de empleo, en una mayor contribución al Producto Interior Bruto, en mayores ingresos fiscales y en unos índices de natalidad sostenibles”.

Consecuencias > La socialista mantiene que las consecuencias de esta medida “no se han hecho esperar”. Según Del Valle, la “renuncia” a las políticas de igualdad  puede apreciarse en el organigrama. “Negreira anunciaba un día que su gobierno sería paritario por convicción, y al día siguiente conocíamos la composición de la nueva junta del gobierno local, que es de siete hombres y tres mujeres”, señaló la socialista, que recuerda que para que haya paridad tiene que haber el mismo número de mujeres y de hombres, por lo que “al alcalde o le fallan las convicciones o la falla la aritmética”.
Por eso cree que la decisión del alcalde de anunciar una estructura paritaria y después “no cumplirlo”, responde, según la socialista, “a una cuestión de mercadotecnia”. “Lo utilizan, pero no forma parte de su ideario”, afirma la concejala de la oposición.

Propuestas > “La igualdad entre hombres y mujeres es una condición necesaria para salir de la crisis”, insistió ayer Del Valle. Ante esta situación, los socialistas le demandan al Ayuntamiento la creación de un órgano en materia de igualdad, “con la jerarquía suficiente para poder poner en marcha nuevas iniciativas, y con una estructura de transversalidad”, para que pueda tener visibilidad y también desarrollar acciones coordinadas con otras áreas.
Del Valle –que será la encargada de vigilar las acciones que lleve a cabo el gobierno local dentro de este campo– recuerda que dentro del programa electoral del PSOE se incluía “todo un área” dedicada a la igualdad. Por eso asegura que, a través de su papel en la oposición, tratará de que sus planes “se reivindiquen”.
No es el primer cambio del nuevo organigrama del Ayuntamiento que rechazan los socialistas. De hecho, la propuesta del alcalde, Carlos Negreira, para la creación de una fundación de servicios sociales y deportes fue duramente criticados por el PSOE. Para la agrupación socialista, esta medida supone “privatizar” los servicios sociales, uno de los departamentos “clave” del anterior gobierno local. Por su parte, el PP defiende la medida, ya que considera que la fundación permitirá complementar las actuaciones que se lleven a cabo a través de las concejalías responsables en la materia, además de permitir una mayor participación de las asociaciones relacionadas con el sector.


 

El PSOE califica de retroceso la supresión de la Concejalía de Igualdad del organigrama