El Arsenal sigue sin ceder y el tiempo se agota para el Depor

El futbolista quiere volver a la disciplina blanquiazul, pero el mercado se cierra este viernes a las doce de la noche | reuters
|

El tiempo pasa inexorable y el Deportivo sigue trabajando para que se materialice el regreso de Lucas Pérez.
La operación continúa sin cristalizar y al club blanquiazul le quedan 72 horas de margen para cerrar una negociación que está siendo muy dura y compleja. Fuentes cercanas a la misma indicaron que al cierre de esta edición no se habían producido avances. No obtante, también reconocieron que a cada hora la situación cambia y que tanto el club como el propio futbolista iban a intentarlo hasta el final.

Pretendientes
Desde que el conjunto ‘gunner’ inició una subasta para conseguir al mejor comprador posible de Lucas Pérez no han dejado de aparecer nombres dispuestos a hacerse con sus servicios. Clubes tanto extranjeros (Fenerbahçe y Newcastle) como escuadras españolas como son el Valencia, el Betis o el Sevilla.
El último en sumarse a esta puja fue el Levante, que incluso presentó una oferta de cesión que la escuadra londinense aceptó pero que el propio Lucas Pérez rechazó.

Reiteradas negativas
El ariete coruñés, que no ha dejado de manifestar su deseo de regresar a A Coruña, ha puntualizado, además, que no recalará en ningún club que pueda ser un potencial rival de los blanquiazules en LaLiga.
Mientras tanto el Arsenal, hundido en la clasificación (es decimosexto con tres puntos en su casillero), sigue sin ceder. El combinado que dirige Arsène Wenger no quiere perdonarle ni un euro a los blanquiazules, que se remitieron a la cláusula de rescisión del delantero cuando se presentó la oferta inglesa en las oficinas de la Plaza de Pontevedra. Los ‘gunners’ siguen enrocados y han ido rechazando las diferentes propuestas que el Deportivo les ha ido poniendo encima de la mesa.
La voluntad de Lucas y su deseo son muy fuertes, pero en esta historia es el Arsenal el que tiene ‘la sartén por el mango’ y por el momento no ha cedido. Sin embargo, los cierres de mercado siempre suelen precipitar los acontecimientos y operaciones, a priori complicadas, se pueden acabar desbloqueando. El club blanquiazul lo vivió con Joselu, que pasó de ser imposible a convertirse en un nuevo fichaje.
Las próximas horas pueden ser cruciales. Tanto el Deportivo como el jugador quieren que todo se solucione, y para bien, cuanto antes.

El Arsenal sigue sin ceder y el tiempo se agota para el Depor