Marta Ortega y Sergio Álvarez, rivales en la arena

2014072623434641364
|

La segunda jornada del certamen hípico de Casas Novas volvió a dejar una gran cantidad de imágenes de la familia Ortega. Estos son los pocos días en los que se puede ver juntos a prácticamente todos los miembros en público, ya que es una familia que se caracteriza por su discreción mediática.
Sin embargo, el concurso de saltos que cada año se celebra en Arteixo muestra a unos Ortega relajados y que disfrutan del certamen. Una cita en el que el matrimonio de Marta Ortega y Sergio Álvarez acapara buena parte del interés de los cientos de personas que acuden al evento y, por supuesto, de los fotógrafos que buscan captar las instantáneas del momento.
Y ayer, la familia Ortega volvió a ser el foco de interés dentro y fuera del terreno de la competición. En la arena, Sergio y Marta compitieron en el mismo torneo. Él, montando a Abab Van Het Molenhof, un caballo propiedad de su mujer, y ella, poco después en la orden de salida, compitió con Clever Girl, también suyo.
Junto a Marta y Sergio también figuraban los nombres de algunos de los jinetes más conocidos que participan en esta edición de Casas Novas, como el hermano del yerno de Amancio Ortega, Julio Álvarez Noya, el hijo de José Bono (que se llama igual que su padre) y la hija del  que fuera alcalde de Nueva York hasta el año pasado, Georgina Bloomberg.

jorandas en familia
Durante la segunda jornada del certamen internacional de saltos, los Ortega recibieron la visita de algunos amigos, que decidieron acudir al evento. Entre ellos estaba el presidente de Inditex, Pablo Isla, con quien el fundador de la multinacional estuvo conversando y paseando un rato por las instalaciones del recinto.
Ayer también estuvo presente la madre de Sergio Álvarez, Marga Moya Zamora, que estuvo pendiente de su nieto, Amancio Álvarez. Tampoco le quitó ojo su otra abuela, Flora Pérez, con quien el pequeño ya había estado jugando durante la tarde del viernes en Casas Novas. Sus padres, Sergio y Marta estuvieron muy cariños en todo momento con él, y el niño volvió a ser el centro de todas las miradas de los allí presentes. El pequeño da sus primeros pasos, ayudado de los adultos en todo momento, lo que provocó la curiosidad de muchas personas. La familia regresará hoy a las instalaciones del centro hípico de Arteixo para despedir el certamen, que cierra sus puertas tras la competición de las cinco de la tarde. En esta edición, toman parte un total de 75 competidores en los distintos torneos de salto.
Los jinetes proceden de 24 países distintos y montarán a casi 200 caballos en todas las pruebas. Los participantes se enfrentarán en las distintas pruebas, a las 11.30, 13.45 y 17.00 horas. n

Marta Ortega y Sergio Álvarez, rivales en la arena