Martínez votará los presupuestos de la Diputación según su “propia opinión”

12 noviembre 2015 página 26 / 29 noviembre 2015 página 25 / 28 noviembre 2015 página 19 Lugo.- El alcalde de Becerreá (Lugo), agotará el plazo de treinta días que tiene para darse por enterado de su expulsió
|

El alcalde de Becerreá y diputado no adscrito en la Diputación de Lugo, Manuel Martínez, anunció ayer que esperará a “disponer de los presupuestos” provinciales para fijar su posición y aseguró que votará en “consecuencia” con su propia opinión.
Por el momento, Martínez afeó el no haber sido invitado a la junta de portavoces celebrada ayer, donde se dio a conocer el proyecto de cuentas del gobierno bipartito al grupo popular, en concreto a su portavoz, Elena Candia.
Por ello, el alcalde de Becerreá dijo que esperará a “disponer de esos presupuestos” para decidir su posición y confió en que “para la Comisión de Cuentas, que es donde se tienen que analizar y estudiar esos presupuestos,” le “convoquen”.
“Espero que los presupuestos se me entreguen en tiempo y forma y una vez los estudie y los revise, si estoy de acuerdo votaré a favor y si no, presentaré las enmiendas correspondientes y votaré en consecuencia”, adelantó.
Martínez subrayó que sigue “a la espera” de que le digan “cuáles son” sus “derechos” y sus “obligaciones como diputado del grupo de no adscritos”, ya que, criticó, está “en el limbo”.
El diputado no adscrito, expulsado del grupo provincial socialista, recordó, no obstante, que “en el partido” está suspendido temporalmente y “en el grupo provincial” está fuera desde noviembre, mientras que sigue formando parte del grupo municipal de Becerreá. “Porque nadie me comunicó la expulsión y sigo siendo alcalde. Es kafkiano, pero eso lo tiene que decidir el partido, y con lo que me comuniqué alegaré o no”, dijo.
En tanto, el portavoz del BNG en el gobierno bipartito provincial, Xosé Ferreiro, explicó, con respecto a Martínez, que “no cabe ninguna negociación” y le instó a que “cambie de actitud”.
“No se puede negociar cuando quiere todo para sí y su ayuntamiento a costa de dejar a otros sin nada. No podemos entrar en ese juego individualista, aquí estamos para el bien colectivo y no para anhelos particulares”, zanjó Ferreiro. Del proyecto de presupuestos, Ferreiro los calificó de “muy ambiciosos”, deslizando que “cualquier persona u organización que trabaja por el bien de la provincia va a ser muy complicado que los rechace”.

Martínez votará los presupuestos de la Diputación según su “propia opinión”