El propietario de la constructora Eiriña se acoge a su derecho a no declarar en la operación “Patos”

30/10/2015 Alonso Pais acude al juzgado por la Operación Patos,. Los próximos citados son la 'mano derecha' de Alonso Pais y un extécnico de Cespa POLITICA ESPAÑA EUROPA GALICIA JUSTICIA
|

El dueño de la constructora Eiriña (ahora Stradia Infraestructuras), Enrique Alonso Pais, imputado en la operación “Patos”, se acogió ayer a su derecho a no declarar ante la titular del Juzgado de Instrucción número 7 de Vigo, que dirige esta operación en la que se investiga la supuesta comisión de los delitos de prevaricación y tráfico de influencias.
Alonso Pais era el primero de los 33 imputados en la pieza principal que fue citado a declarar. El constructor llegó sobre las 09.00 horas a los juzgados vigueses acompañado por su abogado; sobre las 09.40 entró con su letrado y otras dos decenas de abogados personados en la causa en el despacho de la juez, María del Carmen García Campos, y pocos minutos después salieron todos, al negarse el imputado a contestar las preguntas de las partes.
Además de este constructor, están citados otros 32 imputados, entre ellos el expresidente de la Diputación de Pontevedra, Rafael Louzán, la exdelegada de la Xunta en Vigo, María José Bravo Bosch, y el alcalde de la ciudad olívica, Abel Caballero, y tres de sus ediles.
El dueño de Eiriña está considerado por los instructores policiales de la causa como el “conseguidor” de una trama en la que Alonso Pais usaba sus contactos en empresas y administraciones para amañar contratos públicos. Según los informes de la UDEF el empresario se adjudicaba obras públicas de forma irregular, en connivencia con funcionarios, y también se aprovechaba de sus influencias para beneficiar a terceros.
Alonso Pais fue uno de los cinco detenidos cuando saltó a la luz pública la operación, en febrero de 2014. Junto a él fueron arrestados el exconcejal de Vías y Obras de Nigrán, José Luiz Álvarez Valverde; un responsable y un técnico de Cespa; y un directivo de Eiriña. En aquel momento, con la causa declarada secreta, ninguno de los detenidos declaró.
Además del constructor vigués, el 5 de noviembre se ha citado al directivo de Eiriña, Jaime Alvariñas; y al técnico de Cespa, Juan Ramón Alonso.
El 6 de noviembre está previsto que comparezcan los funcionarios de la Xunta.

El propietario de la constructora Eiriña se acoge a su derecho a no declarar en la operación “Patos”