Alarma en el Agra del Orzán por una cazuela olvidada al fuego que obligó a los bomberos a entrar por la ventana

la casa estaba vacía y fue necesario entrar por la ventana javier alborés
|

Los bomberos acudieron a la calle de Luis Camoens, en Agra del Orzán, donde se había declarado un incendio pasadas las dos y media de la tarde en el portal número 8. Resultó ser una humareda generada por un recipiente que fue dejado demasiado tiempo al fuego. El primer aviso lo dieron los vecinos, que habían olido el humo que salió de una vivienda situada en el sexto piso. Sin embargo, y a pesar de las insistentes llamadas, nadie les abrió la puerta, así que se decidieron a llamar a los bomberos.

Al lugar de los hechos acudió una dotación. Después de comprobar que no era posible acceder a la vivienda de forma convencional tuvieron que introducirse por una ventana, empleando una autoescalera para elevarse hasta el sexto piso y tratando de dañar lo menos posible la estructura. Una vez en el interior, descubrieron que el domicilio se había llenado del humo que provenía de la cocina, donde se había dejado al fuego un recipiente de pequeñas dimensiones. La actuación de los bomberos se limitó a retirar el cacharro de cocina y ventilar la vivienda.

 

con frecuencia

Esta clase de intervenciones son frecuentes y, aunque rara vez suponen graves daños materiales o personales si distraen los esfuerzos de los servicios de emergencia. Es por eso que las autoridades insisten en recordar al público la importancia de no ausentarse del hogar dejando un cacharro al fuego, por muy corta que se suponga la ausencia, aunque estos siniestros también ocurren con gente en casa.

Alarma en el Agra del Orzán por una cazuela olvidada al fuego que obligó a los bomberos a entrar por la ventana