Bodipo, uno más en el entrenamiento

Bodipo se dispone a golpear ante la presencia de Juan Domínguez p.g.f.
|

  Después de una larga lesión en la fascia plantar, que se produjo en su primer encuentro de la Copa África de 2012, el delantero deportivista Rodolfo Bodipo se reincorporó ayer de nuevo a la disciplina de grupo.

Aunque cuenta con la etiqueta de ‘cuarto delantero’ por detrás de compañeros Riki, Xisco y Lassad, lo cierto es que la recuperación de un jugador experimentado como el internacional guineano puede venirle de cine a un Depor que precisa de todo su arsenal para el decisivo esprint de la Liga.

La plantilla del Deportivo de La Coruña regresó ayer al trabajo con el amargo regusto de la derrota del pasado sábado en Montilivi y en el ánimo de todos figura el anhelo de resarcirse cuanto antes del citado revés.

En la primera sesión preparatoria de la semana, mucho más suave para los futbolistas que fueron de la partida ante el Girona, cinco hombres estuvieron ausentes y no saltaron al terreno de juego. Guardado, Xisco y Morel arrastran leves molestias físicas que no revisten importancia y se quedaron con sus respectivos planes de entrenamiento en el gimnasio de Abegondo.

Por su parte, el canario Aythami Artiles y el luso Diego Salomao dispusieron de permiso del club para no acudir a la cita de ayer.

Con Pablo Álvarez al margen, realizando parte del entrenamiento con el grupo y otra parte en solitario, el resto de los deportivistas llevaron a cabo diversos rondos, carrera continua y cambios de ritmo, partidillos de posesión y un minipartido de acoplamiento.

Bodipo, uno más en el entrenamiento