OLEIROS-Los afectados por las obras de la N-VI harán una cadena humana para protestar por los retrasos

la reforma de la n-vi lleva varios meses de retraso j. alborés
|

Los afectados por las obras de ampliación de la carretera nacional N-VI, en el tramo que enlaza los núcleos oleirenses de O Graxal y O Carballo, harán una cadena humana para expresar su malestar por el retraso que tienen los trabajos.

Esta iniciativa forma parte de un amplio programa de actividades que se llevarán a cabo en los próximos días y que fueron acordadas el pasado jueves en un encuentro que el alcalde de Oleiros, Ángel García Seoane, mantuvo con representantes de las entidades vecinales A Ría de Perillo y Os Rueiros de Nós, además de los residentes en la urbanización Mesón da Auga.

El regidor, que fue el encargado de anunciar las medidas de presión que se realizarán, indicó que el programa se completa con el reparto de octavillas y el envío masivo de mensajes electrónicos con protestas al Ministerio de Fomento, administración encargada de los trabajos.

No obstante, Seoane también adelantó que no se llevarán a cabo cortes de tráfico porque, según él, ya bastante tienen los automovilistas con el perjuicio que les suponen las obras.

Asimismo, el regidor oleirense señaló que el próximo sábado, día 13, se procederá a la plantación de patatas y maíz en la glorieta de Santa Cristina.

Esta iniciativa, que hasta ayer se creía que sólo alcanzaba el nivel de chascarrillo de Seoane para criticar el estado de abandono en que, según él, se encuentran las zonas verdes de la N-VI que dependen de Fomento, toma así visos de realidad.

Los vecinos de la zona han sido convocados por el equipo de gobierno a las 12.00 horas para que acudan al lugar con todo tipo de útiles y aperos de labranza.

OLEIROS-Los afectados por las obras de la N-VI harán una cadena humana para protestar por los retrasos