Los museos se rinden ante el Prado en su bicentenario

El Ideal Gallego-2018-11-19-056-27f2e996
|

El Prado celebra en 2019 su bicentenario y lo hace convertido en un centro admirado por todos los grandes museos del mundo. El Louvre, el MoMA, la National Gallery o la Galería de los Uffizi se rinden ante su “magnífica transformación” y su “extraordinaria colección”.

Los responsables de los principales museos del mundo no escatiman en elogios para el Prado, al que algunos consideran su centro favorito, como es el caso de los directores del MoMA, Glen Lowry, y del Metropolitan, Max Hollein.

“El Prado es uno de mis museos favoritos no solo por su extraordinaria colección sino por la forma en la que nos inspira para ver y pensar de manera imaginativa”, afirma Lowry, que además asegura que los próximos 200 años de la pinacoteca española “serán igual de importantes” que los ya pasados. Mientras que Hollein considera que el Prado “es una manifestación sobresaliente de excelencia artística y logros humanos”.
“Como uno de los museos de arte más reconocidos del mundo, su espectacular colección y sus importantes contribuciones a la erudición han sido atesoradas por casi 200 años. El impacto del Prado en el mundo, y en nuestra comprensión del arte y la humanidad, no se puede subestimar”, agrega.

Unas declaraciones de afecto que suben aún más de nivel con las palabras del director de la National Gallery de Londres, Gabriele Finaldi, que ocupó durante trece años la dirección adjunta del Prado.

“El Prado ha experimentado una magnífica transformación en los últimos 20 años. De ser una gran colección se ha convertido en un gran museo. Las adquisiciones, los programas internacionales, las exposiciones, la investigación académica y posiblemente el mejor departamento de conservación de pinturas del mundo lo han convertido en un jugador verdaderamente importante en el escenario mundial”, refiere.
Finaldi destaca la ampliación efectuada por Rafael Moneo, “que ha permitido al museo respirar y extender sus alas” y hace énfasis en que es “un museo de artistas más que un museo de historia del arte” que “abruma con la fuerza de personalidades poderosas”, entre las que cita a Rubens, El Bosco, Tiziano, El Greco, Velázquez y Goya. Un museo que en el futuro mostrará “lo mejor de la cultura española en un contexto europeo y seguirá inspirando a los artistas, como lo ha hecho desde Manet a Picasso, desde Sargent a Bacon, y para dar placer a muchas generaciones de amantes del arte”.

Y lo hará también a través del préstamo de obras, una práctica que destacó el responsable del Louvre, Jean-Luc Martínez. “La fructífera colaboración entre nuestros museos permitió la realización de la prestigiosa exposición ‘Rafael’, presentada en los dos museos.

Los museos se rinden ante el Prado en su bicentenario