El área sanitaria coruñesa supera los 180 fallecidos desde la llegada del virus

|

Los fallecimientos de personas diagnosticadas con Covid-19 en el área sanitaria coruñesa se elevan a 181 desde que comenzó la pandemia tras la muerte de una persona usuaria de la residencia Orpea de Culleredo.

La Consellería de Sanidade informó ayer en el parte de ayer del deceso, registrado en el propio centro residencial en la jornada del miércoles. Se trata de un hombre de 88 años que tenía patologías previas.

En cuanto a los casos activos, si en la jornada anterior se registraba un descenso (-16) tras más de veinte días de aumento, ayer se contabilizaron 38 positivos más, hasta un total de 1.425.

Los pacientes hospitalizados ascienden a 71, tres menos que el día antes, de los cuales 65 se encuentran en el Complexo Hospitalario Universitario de A Coruña (Chuac) –cinco en UCI y 60 en planta–, uno en el Quirón, otro en el Modelo y cuatro en Cee. En la jornada de ayer se notificaron 62 altas y se efectuaron 1.453 pruebas PCR, indicó el Sergas.

Residencias

En lo tocante a las residencias de servicios sociales de la comarca, en la jornada de ayer se comunicó un nuevo contagio en el área coruñesa, concretamente el de un usuario de la residencia municipal de Oleiros –donde también hay un trabajador afectado–.

El mayor foco continúa en la residencia Orpea, que suma 32 casos entre sus mayores y seis entre su personal. Por otro lado, en la residencia Domusvi oleirense hay un empleado contagiado.

En cuanto a los centros de atención a la discapacidad, hay dos usuarios infectados en la residencia Ricardo Baró de Aspronaga, en Oleiros, donde también es positivo un miembro del personal.

Conforme al protocolo de prevención establecido para evitar nuevos contagios, las instalaciones de las residencias siguen cerradas a visitas externas.

Por otra parte, al caso de Covid-19 de la prisión de Teixeiro, el primero de Galicia en un centro de estas características, se sumó ayer otro. Según informaron desde el penal, se trata de un recluso que dependía del Centro de Inserción Social (CIS) de A Coruña y que se encuentra aislado en la misma galería que el primer contagiado, un pasillo con celdas en el que no tienen contacto con el resto de la población del recinto.

Las mismas fuentes indican que los reclusos son atendidos siguiendo un estricto protocolo sanitario, por lo que no deberían producirse más contagios.

Cribados

El área sanitaria de A Coruña y Cee comenzará hoy los cribados a personal especialmente expuesto a contagios en varios ayuntamientos de la comarca de Bergantiños.

Mañana se mantendrán las actuaciones establecidas y se dará inicio al cribado de los cerca de 300 trabajadores de colectivos expuestos de los municipios de A Laracha y Cerceda. Además, el área sanitaria continúa con la búsqueda de casos positivos y con el cribado de la población de entre 18 y 40 años del municipio de A Coruña. Las muestras se están tomando en la parte posterior del centro de salud de O Ventorrillo.

Desinfección

En el área metropolitana continúan las medidas para evitar la propagación del Covid-19 y en Betanzos, por ejemplo, sigue el programa de desinfecciones de zonas públicas. Las actuaciones se mantienen de madrugada en las calles del casco urbano y la zona rural. Se ejecutan en espacios abiertos, públicos como plazas, parques infantiles y recintos deportivos.

La Cervecería de Cuatro Caminos continúa cerrada, después de que comunicase este miércoles que se había dado un positivo entre su plantilla, por lo que se está sometiendo a todos los empleados a pruebas PCR y se está realizando una desinfección del local.

El establecimiento recuperará su actividad habitual en cuanto termine la aplicación de medidas y se conozcan los resultados de los test a los trabajadores. l

El área sanitaria coruñesa supera los 180 fallecidos desde la llegada del virus