España lidera la donación y el uso terapéutico del cordón umbilical

Una empleada de un laboratorio prepara unas bolsas de sangre extraídas de un cordón umbilical. EFE/Archivo
|

España lidera la donación y el uso terapéutico de la sangre del cordón umbilical con 57.000 unidades almacenadas en siete bancos públicos, lo que coloca al país a la cabeza de Europa y representa el 10 % del total a nivel mundial.

Así lo ratifica el Foro Internacional de Acreditación (IAF en sus siglas en inglés), que aglutina a las entidades encargadas de certificar la calidad de los bancos de sangre de cordón umbilical.

Según los datos del IAF, España se ha convertido en el primer país europeo y el tercero del mundo -por detrás de Estados Unidos y Japón- en el número de cordones utilizados, y señala también que el 87 % de las unidades almacenadas son de máxima calidad.

El doctor Gregorio Garrido, jefe de los servicios médicos de la Organización Nacional de Trasplantes (ONT), ha asegurado, en declaraciones a Efe, que esto se debe, fundamentalmente, a la creación en 2008 del Plan Nacional de Sangre de Cordón Umbilical (SCU).

Ese plan se fijó como objetivo alcanzar las 60.000 unidades almacenadas en 2014 -en octubre de este año se ha llegado a las 57.000- y que esas unidades fuesen de la máxima calidad, algo fundamental para garantizar el éxito en el trasplante de sangre de cordón.

Ha destacado la importancia de esa alta cifra de almacenamiento, que permite utilizar la sangre rápidamente cuando una patología lo exija porque ya está "almacenada, estudiada y preparada para ser infundida".

Esta sangre se utiliza, como señala el doctor Garrido, para "cambiar una médula ósea enferma por una sana", algo fundamental en enfermedades de la sangre, principalmente en casos de leucemia, pero también en patologías relacionadas con la inmunodeficiencia o cuando un tratamiento contra el cáncer provoca una insuficiencia medular del paciente.

La ONT recomienda hacer la donación del cordón umbilical a través del sistema público de salud, que almacena la sangre para ser utilizada en cualquier paciente, frente a los bancos privados, que la reservan para uso exclusivo del donante, porque "la única donación útil es la donación a un banco público".

Garrido ha justificado esa afirmación en que "solo hay publicados en la literatura científica cinco casos de trasplantes autólogos -con sangre del propio donante-" entre los 20.000 y 30.000 trasplantes que se han hecho en todo el mundo.

Esto se debe, ha asegurado, a que la causa más frecuente de trasplante es la leucemia, y la mayoría de los casos de esta patología tienen un componente genético, por lo que de nada sirve que se realice un autotrasplante, ya que "las células están enfermas de entrada" y eso puede "condenar" al paciente a sufrirla de nuevo.

Sí que hay casos en los que puede utilizarse la propia sangre del donante, pero el doctor Garrido señala que son supuestos con una probabilidad muy baja.

En España, la donación del cordón umbilical solo puede hacerse en una serie de hospitales autorizados -por los medios técnicos y la formación específica de los profesionales-, cuyo listado puede consultarse en la web del Ministerio de Sanidad.

España lidera la donación y el uso terapéutico del cordón umbilical