La Marea empeora en el pago a proveedores con el segundo incumplimiento consecutivo

El Ideal Gallego-2019-05-06-019-88dc0594
|

El Gobierno municipal encadenó el pasado marzo el segundo mes consecutivo en el que incumplió con el período medio de pago de facturas a proveedores que estipula el Ministerio de Hacienda.

El dato durante este período fue de 39,81 días de media, mientras que el ministerio tiene establecido el límite máximo en la treintena. El incumplimiento de marzo se encadena con el de febrero, en el que la Administración local ya rebasó el tope al llegar a 32,84 días. Mientras, un mes antes, en enero, había cumplido con este indicador al necesitar 27,87 días.

Las dificultades para gestionar el pago de facturas a los proveedores han sido una constante durante todo el mandato, llegando a alcanzar cifras por encima del medio centenar de días en varias ocasiones el año pasado, en el que se registró la peor media desde que la Marea accedió al gobierno.

Además de los inconvenientes que genera esto entre las empresas que trabajan con el Gobierno local, que ven cómo se producen retrasos en el pago de las facturas por los servicios que le prestan, el incumplimiento del pago a proveedores tiene otras consecuencias.

Sin ir más lejos, el año pasado el Gobierno municipal no pudo destinar 15 millones de euros del superávit a Inversiones Financieramente Sostenibles por incumplir con este indicador durante ocho meses, entre abril y noviembre.

El Ayuntamiento cumplía el resto de parámetros que indica el Ministerio de Hacienda, pero los problemas con el pago de facturas obligaron a que finalmente esa cantidad de dinero se tuviese que destinar a reducir deuda municipal.

Después de los ocho meses del año pasado por encima del límite, el Gobierno local solo pudo estar por debajo en dos, diciembre y enero, hasta volver a los incumplimientos.

La Marea empeora en el pago a proveedores con el segundo incumplimiento consecutivo