Kenianos reclaman a la Policía justicia para una menor violada en grupo

Un grupo de mujeres muestra pancartas con mensajes como "Supervivientes de violencia sexual; ¿Quién se ocupa de ellos?" durante una manifestación en Nairobi (Kenia) hoy, para reclamar justicia para la adolescente violada por un grupo
|

Cientos de kenianos se manifestaron hoy ante la sede de la Policía en Nairobi para reclamar justicia para la adolescente violada por un grupo de hombres en el interior del país que fueron castigados a cortar el césped de la comisaría, según los medios locales.

Los manifestantes marcharon desde el céntrico Parque Uhuru de la capital keniana hasta la sede de la Policía de Kenia, Jogoo House, donde entregaron una petición con más de un millón de firmas para exigir un castigo ejemplar para los violadores.

Liz, pseudónimo bajo el que se protege la identidad de la menor, de 16 años, volvía del funeral de su abuelo el pasado 26 de junio cuando seis hombres la asaltaron, se turnaron para abusar de ella y, finalmente, la lanzaron a una letrina de 6 metros de profundidad.

La marcha de hoy se convirtió en una protesta contra la violación de mujeres, una lacra en este país africano que persiste ante la impunidad y la pasividad policial.

"Los supervivientes de la violencia sexual, ¿quién se ocupa de ellos?", preguntaba un cartel, solo un día después de que otra menor de 12 años fuera víctima de otra violación en grupo en la misma zona del país, según el diario "Daily Nation".

La palabra "justicia", mujeres ondeando banderas confeccionadas con bragas y camisetas con el lema "Justice for Liz" ("Justicia para Liz", en inglés) decoraron de rosa las calles de la polvorienta capital keniana, poco acostumbrada a este tipo de protestas.

"1.200.000 piden justicia", apuntaba otra pancarta, en alusión a las firmas recogidas contra la violencia sexual.

Bajo el lema "Manteneos alejados de nuestras braguitas", la protesta fue organizada por Africaunite, plataforma que agrupa a numerosas organizaciones que luchan contra la violencia machista, entre ellas Avaaz, que inició la protesta por internet que ha recogido en todo el mundo las firmas entregadas hoy a la Policía.

"Es una medida radical para llamar la atención del Estado y la necesidad y aumentar el llamamiento a la detención de los autores de la violación de Liz", explicó la directora ejecutiva de Africaunite, Saida Ali, en declaraciones recogidas por el diario local.

Meses después de la agresión, Liz permanece confinada en una silla de ruedas por una lesión de columna y ha desarrollado una fístula obstétrica.

Agentes del distrito de Busia, fronterizo con Uganda, arrestaron a tres de los sospechosos al día siguiente de la violación, pero fueron liberados poco después, tras ser castigados a adecentar el césped del recinto policial.

Kenianos reclaman a la Policía justicia para una menor violada en grupo