Reportaje | El triunfo del producto

el ideal gallego-2018-10-16-017-7921cece
|


Ellas insisten en que la explicación de su éxito está en la calidad de los productos que utilizan y en la dedicación con la que cortan la patata, “en láminas muy delgaditas y todas del mismo tamaño si puede ser”, con la que baten los huevos, de los “camperos auténticos”, y con la que le dan la vuelta cuando están seguras de que “dentro está jugosita, no que se desparrame por el plato, pero sí jugosita, como es la verdadera tortilla de Betanzos”.


Las indicaciones de ambas revelan que el premio a Sinuessa es también un reconocimiento a la cocina que trata el producto con el máximo respeto, sin prisas... “Porque freír la patata lleva su tiempo, ha de tender a tostadita, casi crujiente, y estar sin esmagar”, explica Elena Gómez, que sitúa en unos veinte o veinticinco minutos el tiempo que dedican a cada tortilla en Sinuessa. 

En el número 18 de la avenida de Castilla, donde se ubica el establecimiento, celebraron la revalidación de su título con champán y mucha emoción, la que provocan la veteranía de Elena y su marido Giuseppe Giardina, quienes abrieron su trattoria en Betanzos hace casi cuatro decenios, y la energía de Belén, quien insistió en presentarse al certamen, convencida de las posibilidades de la propuesta de Sinuessa. “Está con nosotros desde hace unos cuatro años, y hace tres que nos convenció para presentarnos por primera vez, pero en aquella ocasión no ganamos”, comenta la propietaria, natural de Coirós. Entonces no, pero sí a la segunda, en 2017. También a la tercera, en 2018. Dicen que no hay dos sin tres, así que habrá que probar suerte también en 2019.

Reportaje | El triunfo del producto