“Hay que salir a morder”

Deporte Campeón-2015-11-19-005-1b82cd80
|

Deseoso por que Álvarez Izquierdo protagonice el pitido inicial del Deportivo-Celta el sábado a eso de las 22.05 horas, Pedro Mosquera se muerde las uñas por estrenarse a los 27 años en un duelo de máxima rivalidad gallega.
Ganas por agradar le van a sobrar a un jugador preciso, metódico y cerebral, que en esta ocasión asegura que rezumará adrenalina.
“No hay que aislarse de la grada. Al contrario, tenemos que hacer que la grada sea partícipe del partido y sentirla, que nos transmita fuerzas y ganas de ganar, que nos dé ese plus; hay que respetar las reglas del juego, estar a tope de intensidad, al cien por cien, al límite del reglamento, y salir a morder, a por el partido, a dar el máximo”, agregó.
A lo largo de la semana el mediocampista de A Gaiteira se ha ido percatando de que el envite ante el Celta no se trata de un encuentro más para su fiel afición.
“Lo que sabemos todos los coruñeses, los gallegos, es que es un partido muy especial y todo el mundo te dice por la calle que ganemos, para muchos es el partido más importante del año. Para nosotros no es el partido más importante del año pero te puede dar un plus, y hace falta que la gente vea una victoria en Riazor”, expuso, al tiempo que recapacitó sobre una experiencia personal nueva.
“Con 27 años será el primer derbi y espero que sea el primero de muchos y consigamos un buen resultado, que es importante”, añadió.
Pedro Mosquera confiesa su capacidad de adaptabilidad a cualquier posición del centro del campo, por lo que podría actuar con Fajr o Bergantiños en el doble pivote, después de la grave lesión de Borges y de los problemas que arrastra Juan Domínguez.
“Me adapto a cualquier sistema, he jugado muchas veces un poco más adelantado; en caso de que juegue Álex podría jugar más adelantado, o podría jugar otro en mi lugar porque aquí hay que ganarse el puesto cada semana. Yo me adapto. Fajr ha jugado varias veces ahí. Es polivalente y puede jugar en cualquier posición”, dijo un Mosquera que coincidió con Fayçal en el Elche.
Por último, se refirió al eterno rival blanquiazul, un Celta asentado en la zona de acceso a Liga de Campeones. “Cuando un equipo está en posiciones de ‘Champions’, atrás tiene pocos problemas. Arriba tiene variedad. Atrás les he visto muy centrados. A nosotros no nos asusta nada, aquí han venido Athletic y Atlético y no tenemos miedo”, concluyó el coruñés.

“Hay que salir a morder”