Buscando un impulso

Entrenamiento del Deportivo en Abegondo.
|

 

Después del traspié copero vuelve la Liga con el inicio de la segunda vuelta. Ayer, el deportivismo miraba de reojo el sorteo de la competición del KO para ver qué rival le hubiera tocado en suerte a los ártabros. Hubiera sido el Sevilla. Pero la realidad se impone y el Depor no está entre los ocho mejores del torneo. 
Esa misma realidad nos lleva a Anoeta esta noche. Los jugadores están como locos por brindarle una alegría a la afición. Hablando con los profesionales se ve que esta racha de derrotas y la eliminación copera ha arañado las entrañas del vestuario. Sea por lo que sea, los futbolistas se han puesto el mono de trabajo y llegan a Anoeta con la mirada fija en conseguir algo positivo.
Por delante se sitúan 19 esperanzadores partidos para lograr el objetivo de la permanencia. Víctor regresa al campo donde debutó como entrenador del Deportivo la pasada temporada y lo hace después de haber trabajado con los suyos en Abegondo buscando fómulas para volver a la senda de los puntos. El comienzo de 2016 no ha sido bueno. pero el de la primera vuelta es esta noche. La ilusión y la esperanza están depositadas en el rendimiento de un plantel que no ha dado motivos para hablar de crisis, solo de un bache que hoy puede quedar en el olvido.
El técnico, blindado en los campos de entrenamiento para que el rival no tenga ventaja por saber cómo o qué trabaja, ensayó con un equipo solvente para plantar cara a la Real. Los donostiarras están en ascenso y llegan bien al envite. Así pues, el Depor tendrá que dar todo lo que lleve dentro para conseguir el resultado esperado.
El once no parece arrojar demasiadas dudas. Vuelve el ‘equipo de la Liga’ y lo hará con jugadores de empaque y potencia, sobre todo en las bandas, donde Juanfran y Luisinho podrían ser alineados en las posiciones del medio del campo. Con Lux en la meta, Laure, Lopo, Sidnei y Navarro en la defensa. Álex Bergantiños y Mosquera en el corazón de la media, los citados interiores/extremos y la punta para Luis Alberto y Lucas Pérez, podría formar de inicio el equipo.
Este planteamiento garantiza poderío en las alas, fortaleza en la media y rapidez en el ataque. Por encima de jugar más o menos vistoso se trata de hacerlo de manera efectiva.
Hay muchas estadísticas grises que aclarar. El Depor no gana el primer encuentro de la segunda vuelta desde hace más de diez años. En las últimas ocho temporadas en Primera, tres empates y cinco derrotas. Lucas Pérez quiere acabar con su sequía goleadora momentánea y se busca romper una racha de cinco encuentros sin ganar entre Liga y Copa del Rey.
Así pues, los herculinos tienen mucho que conseguir en este inicio de la segunda parte del campeonato. Víctor dijo ayer que su objetivo para este ‘nuevo campeonato’ siempre será mejorar los guarismos anteriores. Complicado. El Depor ha conseguido una puntuación al alcance de pocos. Si el descenso se sitúa en los famosos 42 puntos está a 15 del objetivo. Cinco victorias.
La clave del futuro inmediato será precisamente esa. Atacar el objetivo más realista. El de ganar los puntos que den la salvación de manera matemática. Hablar de otra cosa, no solo en este momento, sino cuando el Depor estaba en zona ‘Euro’ no sirve para nada. Hoy comienza el resto de la Liga para todos los equipos de la Primera División. Algunos tendrán dudas. Seguro que los blanquiazules, ninguna.

Buscando un impulso