Oleiros denuncia que una niña de A Rabadeira está sin comedor porque reside lejos del colegio

seoane considera que el colegio de a rabadeira está masificado
|

La polémica suscitada en Oleiros por la falta de plazas de comedor en el colegio de A Rabadeira vuelve a cobrar fuerza.

Si hace pocos meses diversos sectores criticaban la decisión de la Xunta de conceder una plaza en el mencionado centro educativo a un estudiante, hijo de un alto cargo de la Xunta, ahora es el alcalde, Ángel García Seoane, el que pone el grito en el cielo porque, según él, una niña no tiene plaza en el comedor ya que la Consellería de Educación asegura que reside fuera del ámbito del colegio.

Seoane insiste en que es necesario construir un nuevo centro educativo

Este decisión de la Xunta indigna especialmente al mandatario local por el hecho de que ha solicitado en reiteradas ocasiones que se construya otro centro educativo para evitar la masificación en A Rabadeira y que, para él, generan situaciones como los de esta alumna.

Este hecho viene a ser un nuevo episodio de una reclamación antigua como es la necesidad de un colegio.

Cabe recordar que en agosto de 2011, en una reunión que el mandatario local mantuvo con el secretario xeral de la Consellería de Educación, Jesús Oitaven, se anunció que se licitaría la obra del colegio en el primer trimestre de este año.

El secretario xeral técnico de Educación informaba también a García Seoane de que el gasto de la obra debido a su elevado coste, sería plurianual. La previsión del mandatario local era que el centro educativo se inaugurase para el curso 2013-2014.

La Consellería de Educación tenía previsto construir un edificio de 3.174 metros cuadrados de superficie con seis aulas de Educación Infantil y doce de Primaria, además de aulas de informática, música y polivalentes, gimnasio, aseos, comedor y cocina, despachos y una vivienda para el conserje

 

movilizaciones

Por otra parte el colegio de A Rabadeira también esta semana fue objeto de resonancia pública después de que el pasado lunes, día 28 de enero, la comunidad educativa saliese a la calle para mostrar su rechazo a los recortes del Gobierno central.

Los convocantes de la movilización también tienen previsto cortar el tráfico pasado mañana a las 14.00 horas.

 

Oleiros denuncia que una niña de A Rabadeira está sin comedor porque reside lejos del colegio