lll

Recibe cada mañana las últimas noticias. REGISTRARME

Recibe las noticias desde Telegram. ÚNETE

Llegan los Reyes Magos con sus roscones

El roscón de la Tahona, que cuenta con numerosos defensores.

Una de las noches más especiales del año es, sin duda, la de Reyes. A la ilusión de los más pequeños de la casa se suman las ganas de compartir en familia y de cerrar las celebraciones navideñas. Y como no podría ser de otra manera, la gastronomía también está presente en esta celebración. El tradicional roscón de Reyes con chocolate es un clásico que no puede fallar. Te ofrecemos una selección de confiterías y pastelerías de A Coruña y alrededores donde poder conseguir los mejores roscones. Flory y Glaccé se llevan la fama (y las colas), pero hay mucha más oferta. 

 

1. Confitería Glaccé (Calle Menéndez y Pelayo, 16. A Coruña)



“Los roscones de la pastelería Glaccé tienen el mismo secreto  que la Coca-Cola”
Largas colas frente a Glaccé para comprar sus famosos roscones.

 

Probablemente, el roscón de Reyes más famoso de la ciudad, el que genera las colas más largas para poder comprarlo. Glaccé es una de las confiterías clásicas de A Coruña, y protagoniza una de las estampas navideñas más representativas: la de las largas colas para llevarse el roscón a casa. 



 

2. Flory (Rúa Francisco Añón, 44. A Coruña)



El eterno rival de Glaccé en lo que a roscones se refiere es el de la panadería Flory, abierta desde 1967. Una rivalidad casi a la altura de la que provocan los helados de La Italiana o Colón o los churros de Timón o Bonilla. Sus roscones son artesanos y tienen la misma receta desde hace más de 50 años.

 

3. Confitería Berna (Calle Marcial del Adalid, 19. A Coruña)

Otro de los establecimientos clásicos en A Coruña que también ofrece roscones de gran fama. En Berna apuestan por la frescura en los productos, por lo que no los ponen a la venta hasta el último momento.

 

4. Confitería La Coruña (Calle San Andrés, 130 y Calle Real 18. A Coruña)

Para muchos, una forma de salirse de la rivalidad entre clásicos es apostar por el roscón de la confitería La Coruña, que tiene sedes en dos calles céntricas: Real y San Andrés. Es un roscón tradicional, jugoso, con sabor a mantequilla pero muy sutil.

 

5. Farinarium (Paseo de los Puentes, 12. A Coruña y otros establecimientos)

Siguiendo con su filosofía “honesta", los productos navideños de Farinarium también están elaborados con materia prima de calidad y siendo respetuosos con los procesos. Sus roscones están elaborados con mantequilla de alta gama, huevos y ralladura de naranja y limón. Y hay dos versiones: la clásica y con almendras, a los que también se les pueden añadir rellenos. 

 

 

6. Tahona (Plaza de Lugo y otros establecimientos)

Con mantequilla, anís, agua de azahar y ralladura de limón se elabora el roscón de Tahona, 100% artesanal. Se puede comprar con diferentes rellenos –nata, crema, chocolate– y se recomienda reservar.

 

 

7. Habaziro (Calle Luís Quintas Goyanes, 2. A Coruña)

Los roscones de Habaziro tienen fama y no solo en A Coruña: llegan a distintos rincones del mundo gracias a sus envíos. Tal y como explican desde el local, los hacen en dos versiones: de masa clásica de mantequilla y de gianduja, una crema de chocolate y avellana. Los rellenos pueden ser de crema, nata o chocolate y praliné. Este año, ya han agotado el cupo de reservas de roscones. 

 

 

8. Santa Cruz 1951 (Viñas de Babilonia, 16. Santa Cruz; Calle Padre Feijóo, 3. A Coruña y más establecimientos)

Los productos de la panadería de Santa Cruz se pueden comprar en tienda, por teléfono o en su página web. Los roscones siguen la receta tradicional, con diferentes rellenos, y es mejor encargarlos para asegurarse uno. Como curiosidad, son los que se sirven al final de la cabalgata de Reyes de este pueblo oleirense.

 

9. A Maquía (Avenida Santa Cristina, 22. Perillo - Oleiros)


Los hermanos Daniel y Álvaro Álvarez elaboran de manera artesanal los roscones de esta pastelería familiar. Utilizan las mejores materias primas y utilizan ralladura de naranja, ralladura de limón y agua de azahar pura de Sevilla para aromatizarla. Se pueden adquirir en dos versiones: tradicional, con fruta escarchada y azúcar por encima, o relleno de crema, nata o mousse de chocolate.

 

 

Llegan los Reyes Magos con sus roscones

Te puede interesar