domingo 20.10.2019

La Xunta pide ayudas máximas de 60.000 euros en la PAC desde 2021

La conselleira do Medio Rural, Ángeles Vázquez, firmó ayer con organizaciones profesionales y cooperativas agrarias un documento que propone que la reforma de la política agraria común (PAC) de la Unión Europea (UE) a partir de 2021 contemple

La conselleira de Medio Rural, junto con diversos representantes de entidades del sector agrario  | óscar corral (efe)
La conselleira de Medio Rural, junto con diversos representantes de entidades del sector agrario | óscar corral (efe)

La conselleira do Medio Rural, Ángeles Vázquez, firmó ayer con organizaciones profesionales y cooperativas agrarias un documento que propone que la reforma de la política agraria común (PAC) de la Unión Europea (UE) a partir de 2021 contemple un tope máximo de ayuda por explotación de 60.000 euros, frente a los 100.000 propuestos por la Comisión Europea. Con esta medida, el Ejecutivo autonómico busca favorecer a las explotaciones de menor dimensión.
Entre las propuestas, el Gobierno gallego defiende también una subvención redistributiva para que el importe de las primeras hectáreas sea superior al del resto, algo que, según aseguró la Xunta en un comunicado, garantizaría “el apoyo a pequeñas y medianas explotaciones”.
Otras de las demandas recogidas pasan por incrementar, por lo menos, un 15 por ciento la propuesta de la Comisión, de modo que las ayudas asociadas supongan una gran parte de las aportaciones directas. Asimismo, la Administración autonómica considera preciso no incrementar las exigencias medioambientales en los territorios donde estos requisitos puedan suponer una excesiva presión para el desarrollo de la agricultura, de modo que pide simplificar las tramitaciones administrativas.
El documento fue suscrito por representantes de Uniones Agrarias (UUAA), de la Asociación Agraria de Galicia (Asaga), de Cooperativas Lácteas Unidas (CLUN) y de la Asociación Galega de Cooperativas Agroalimentarias (Agaca).

Traslado al Ministerio
El texto será trasladado por el Gobierno gallego al Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación para incorporar las aportaciones de Galicia a la posición conjunta de España. En una reunión mantenida hace casi un mes entre la conselleira y estos profesionales, se acordó proponer una PAC “coherente y común” para todos los Estados miembros de la UE, que se desarrolle en España con un plan estratégico único pero que “recoja las singularidades de cada Comunidad autónoma”. De igual modo, la Xunta rechaza “cualquier opción de renacionalización”, por lo que cree que el presupuesto de la política común, en cuanto a ayudas directas, “debe financiarse exclusivamente con fondos europeos”. l

Comentarios