Feijóo habló con Ayuso y el resto de 'barones' del PP antes de urgir a Casado a tomar una "última decisión"

El presidente de la Xunta y líder del PPdeG, Alberto Núñez Feijóo, ha cruzado llamadas con los distintos 'barones' de su partido en el marco de la crisis interna que ha estallado en el PP a consecuencia de la guerra abierta entre el jefe de filas de los populares, Pablo Casado, y la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso.


Precisamente, fuentes del PP gallego consultadas por Europa Press han confirmado que Ayuso es una de las dirigentes con la que ha mantenido conversaciones, aunque subrayan que ha hablado con ella y con otros "muchos" 'barones' y compañeros de partido durante los últimos días, dada la "situación de colapso" de la formación, según las palabras que ha usado este lunes el propio Feijóo.


Las fuentes consultadas remarcan la "normalidad" de que los 'barones' hablen entre ellos en este contexto de tensión y han rechazado dar detalles de las conversaciones privadas del presidente, que también ha declinado explicitar públicamente lo que le trasladó a Casado telefónicamente, si bien recalcó que le transmitió de forma "clara y nítida" lo que piensa.


Pero a continuación ha lanzado un mensaje contundente apuntando directamente a su jefe de filas, al que ha advertido que, toda vez que la crisis no se ha cerrado, debe "zanjarla" asumiendo una "última responsabilidad" y tomando una "última decisión". La interpretación, entre líneas de esta decisión que delegó en Casado, solo es una: dimisión y congreso extraordinario cuanto antes.


Aunque no ha verbalizado la palabra dimisión, el dirigente gallego ha subrayado que hacen falta "decisiones urgentes" para concluir que "no serán fáciles", pero resultan "imprescindibles". Lo ha hecho en una jornada en la que cuadros y militantes, entre ellos el líder de Nuevas Generaciones en Galicia y diputado, Adrián Pardo, han movido un manifiesto en redes sociales exigiendo una dirección provisional.


LA POSTURA DE LOS BARONES TRAS EL CRUCE DE LLAMADAS

Sin descartarse, Feijóo también ha evitado revelar si él dará un paso adelante ante un eventual congreso extraordinario del partido en una jornada en la que la que sí se ha descartado públicamente es Ayuso.


"Mi sitio es Madrid", ha dicho, tras la conversación con el mandatario gallego, en una comparecencia ante los medios en la que también ha urgido, en la línea con el dirigente gallego y otros barones, una solución para una situación en el partido que ve "insostenible", señalando también la puerta de salida al presidente nacional.


Y tras el cruce llamadas del fin de semana se han pronunciado otros barones. Por ejemplo, el presidente del PP de Castilla-La Mancha, Paco Núñez, ha solicitado al partido escuchar a sus "bases" para una "solución urgente" al conflicto porque España "no se merece esto".


Más duro se ha expresado el presidente del PP catalán, Alejandro Fernández, quien ha avisado que esto es ya un "divorcio traumático con el sentir de los afiliados" y que no pueden quedarse "tocando la lira observando el incendio".


Asimismo, la presidenta del PP de Asturias, Teresa Mallada, se ha sumado a las palabras del presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, para pedir con "urgencia" que Pablo Casado "tome una decisión" acerca de la crisis interna.


¿PUEDE NEGARSE FEIJÓO A DAR EL PASO?

El presidente gallego dejó pasar hace cuatro años el tren a Madrid y declinó participar en la carrera de sucesión de Mariano Rajoy, pero ahora todas las miradas se han vuelto hacia él en el marco de una crisis sin precedentes activada en el PP.


Fuentes de la dirección del partido en Galicia rechazan anticipar cualquier decisión de Feijóo, pero son conscientes de que la situación es "muy distinta" a la de 2018. "Nunca se había caído tanto en las encuestas, está habiendo llamadas de militantes para darse de baja", alertan desde el PP gallego, donde las voces públicas se han situado en la línea exacta de Feijóo urgiendo decisiones.


Aún con todas las incertidumbres de los pasos que se darían en Galicia sobre la mesa, en el PPdeG se cree que Feijóo, del que recuerdan que sucedió en Galicia a Manuel Fraga, presidente fundador de la formación e inciden en "la responsabilidad" que te infunde esto, dará el paso si lo ve necesario, por mucho que el reto sea "complicado".


Este lunes el mensaje público es que no iba a hablar de él, pero sí "del PP y de España".  

Feijóo habló con Ayuso y el resto de 'barones' del PP antes de urgir a Casado a tomar una "última decisión"

Te puede interesar