martes 20/10/20

Envían a prisión al bodeguero arousano detenido por el alijo de coca en Algeciras

Los investigadores sospechan que el destino de la droga era Galicia y que tenían pensado moverla por carretera

Luciano Núñez entró en los juzgados tapándose el rostro con una cazadora	gonzalo salgado
Luciano Núñez entró en los juzgados tapándose el rostro con una cazadora gonzalo salgado

Luciano Núñez Villanueva, el bodeguero vilanovés relacionado en su día con el clan de los Charlines y condenado en la Operación Nécora, regresará a la cárcel. Al menos provisionalmente. La jueza decretó para él y para un vecino de Vigo que responde a las iniciales de R.D.F. prisión comunicada y sin fianza.
Ambos declararon en el Juzgado de Instrucción número 1 de Vilagarcía por su presunta relación con el alijo de casi media tonelada de cocaína localizada en un contenedor en el Puerto de Algeciras. En el marco de la operación “Bodeguilla”, cuyo nombre hace referencia al negocio que ostenta Chano en Tremoedo, también pasarán a disposición judicial otras siete personas en distintos puntos de España.
Otras fuentes sitúan en cerca de la quincena los detenidos, según apunta la agencia de noticias Europa Press.
El alijo llegó en un contenedor al Puerto de Algeciras a mediados del mes pasado. Más de cuatrocientos kilos de cocaína que los investigadores creen que tenía como destino Galicia.
Asimismo, la Guardia Civil y la Policía Nacional sospechan que la red, afincada en Galicia y Andalucía, tenía previsto prescindir de la tradicional vía marítima para transportar la droga por carretera.
No pudieron hacerlo ya que el alijo fue incautado nada más llegar al puerto de Algeciras, donde se frustraron diversas operaciones de tráfico de cocaína y otras sustancias estupefacientes en los últimos meses.
La operación “Bodeguilla” fue llevada a cabo por agentes de la Edoa de la Guardia Civil y del grupo Greco de la Policía Nacional. El juzgado de Vilagarcía dirigió las investigaciones que se llevaron a cabo en Galicia, ya que en el marco de este dispositivo se realizaron una quincena de registros en diversos puntos de la geografía española. Vilanova, Vigo, Baiona y Redondela fueron las localidades en las que los agentes practicaron registros. En Tremoedo acudieron a la vivienda de Luciano Núñez. Fue precisamente en este inmueble donde el histórico narcotraficante sufrió una brutal agresión que lo llevó directo a la UCI de Povisa. Días después aseguraba que el asunto era un robo y negaba su relación con el tráfico de drogas. La justicia trata ahora de demostrar lo contrario.

Comentarios