miércoles 21/10/20

Los sindicatos se movilizarán hasta que los trabajadores recuperen los derechos perdidos

Los secretarios de CCOO y UGT, Ignacio Fernández Toxo y Pepe Álvarez, respectivamente, pidieron ayer al Gobierno y a la patronal que los trabajadores recuperen los derechos perdidos durante la crisis económica y advirtieron de que mantendrán las movilizaciones “todo el tiempo que sea necesario”.

Miles de personas participan en Madrid en una marcha por los derechos de los ciudadanos                                       ep
Miles de personas participan en Madrid en una marcha por los derechos de los ciudadanos ep

Los secretarios de CCOO y UGT, Ignacio Fernández Toxo y Pepe Álvarez, respectivamente, pidieron ayer al Gobierno y a la patronal que los trabajadores recuperen los derechos perdidos durante la crisis económica y advirtieron de que mantendrán las movilizaciones “todo el tiempo que sea necesario”.
En este sentido, afirmaron que los empresarios deberían de dejar de pensar en “engordar más y más” sus arcas y empezar a repartir la riqueza, iniciando un proceso de negociación colectiva con aumento de salarios reales para los trabajadores.
Los líderes sindicales hicieron esta advertencia en la lectura del manifiesto de la primera gran marcha sindical de la legislatura por los derechos de los ciudadanos, que tuvo lugar ayer en Madrid, bajo el lema “Las personas y sus derechos, lo primero. Defiéndelos”, y que reunió a miles de personas, unas 30.000 personas según fuentes sindicales, y 4.000 según fuentes de la Delegación del Gobierno en Madrid.
El secretario general de UGT apuntó que hay que iniciar un proceso de negociación para acabar con las normas que regulan la negociación colectiva y que se tiene que acabar con la situación que atraviesan muchos sectores en los que a los trabajadores no se les aplica el convenio sectorial sino uno empresarial. Toxo dijo que ha habido un debilitamiento de la negociación colectiva, que ha llevado a un crecimiento del desempleo “como jamás había conocido la sociedad española”, y cree que es “imprescindible” recuperarla porque la pobreza atañe a centenares de miles de trabajadores para los que “ya no es suficiente tener un empleo para no ser pobre”.
Por su parte, Pepe Álvarez recalcó que las manifestaciones se mantendrán en el tiempo hasta que sea posible que la riqueza que se genera se reparta entre los ciudadanos.
Toxo afirmó que a pesar de haber dejado atrás la recesión y de que las empresas han recuperado ya la tasa de beneficios previa al inicio de la crisis, la situación de inestabilidad sigue “muy presente” para la mayoría de los ciudadanos del país. En su opinión, estos es consecuencia de “las políticas económicas, los recortes y de las reformas regresivas, que han sumado a una importante parte de la población en la pobreza y la exclusión”.
A la manifestación celebrada en Madrid asistieron el coordinador federal de Izquierda Unida (IU), Alberto Garzón, el portavoz de la gestora del PSOE, Mario Jiménez y el secretario general de Podemos, Pablo Iglesias.
“Lo que los sindicatos estamos planteando es que los salarios tienen que recuperar el poder adquisitivo en el sector público y privado y que es necesario impulsar políticas que hagan crecer el empleo, tanto en el ámbito público como privado”, afirmó Ignacio Fernández Toxo, tras recalcar que estas movilizaciones no son más que “el inicio de un proceso que tiene que culminar en la recuperación de derechos sociales y laborales”.
Así, durante su discurso, agradeció a las formaciones políticas de izquierdas su participación y les recordó que forman parte de una mayoría “que puede articular mayorías parlamentarias, tal y como se ha puesto de manifiesto en la aprobación en el Congreso de la proposición no de ley para derogar la reforma laboral y modificar el Estatuto de los Trabajadores”. Por su parte, Álvarez recordó al Gobierno que los ciudadanos quieren cambios en la política económica, que vea revertido los beneficios en la población.
Según Álvarez, “hay que hacer una reforma fiscal que acabe con el fraude de 80.000 millones”. Así, afirmó que si se luchase contra el fraude se podrían recuperar cerca de 50.000 millones de euros al año.

Comentarios