jueves 22/10/20

El Senado de Estados Unidos aprueba in extremis un acuerdo para resolver el abismo fiscal

El Senado aprobó ayer de madrugada un acuerdo entre la Casa Blanca y los republicanos para sacar a Estados Unidos del abismo fiscal en el cual entró, al menos técnicamente, pasada la medianoche y llegado el Año Nuevo.

Joe Biden hace declaraciones a la prensa tras salir de una reunión para evitar el abismo fiscal	efe
Joe Biden hace declaraciones a la prensa tras salir de una reunión para evitar el abismo fiscal efe

El Senado aprobó ayer de madrugada un acuerdo entre la Casa Blanca y los republicanos para sacar a Estados Unidos del abismo fiscal en el cual entró, al menos técnicamente, pasada la medianoche y llegado el Año Nuevo.

El acuerdo, negociado al borde del “abismo fiscal”, mantiene sin incrementos los impuestos para los individuos con anuales ingresos de menos de 400.000 dólares y parejas que ganan menos de 450.000 dólares.

Por encima de ese umbral, la tasa del impuesto sobre la renta subiría del 35% actual a un máximo del 39,6%, lo que supondría la primera subida de impuestos en EEUU en dos décadas, algo a lo que se opusieron con uñas y dientes los republicanos.

programas sociales

Asimismo los cortes por 24.000 millones de dólares en el Pentágono y los programas sociales se diferirán por dos meses.

Pero la fórmula final está sujeta a lo que decida la Cámara de Representantes, que puede enmendar el acuerdo elaborado en el Senado, y a lo que se combine de ambas resoluciones.

Ayer vencían en el país una serie de importantes exenciones fiscales que datan de 2001 y 2003 y fueron promulgadas por el Gobierno de George W. Bush.

La falta de acción legislativa significa que, técnicamente, ayer de madrugada subieron los impuestos que deben pagar todos los estadounidenses.

Aunque las subidas empezaban a ser efectivas a partir de ayer y los recortes del gasto a partir de hoy, siempre es posible que el Legislativo anule sus efectos con carácter retroactivo, por lo que el paso por el abismo fiscal solo sería transitorio y los ciudadanos y la economía no notarían sus efectos.

en el congreso

En un comunicado, el presidente de la Cámara de Representantes, el republicano John Boehner, confirmó que el pleno de la cámara baja iba a estudiar ayer el acuerdo aprobado por el Senado, aunque no adelantó si será para aceptarlo tal cual o para tratar de enmendarlo.

En una comparecencia ante los medios, a primera hora de la tarde del lunes, el presidente anunció que un acuerdo estaba “a la vista”.

Obama recordó que su preferencia desde el principio había sido “un acuerdo amplio”, con todos sus elementos, y responsabilizó a los republicanos de no haber sido suficientemente receptivos a ese enfoque, por lo que el resultado final iba a ser mucho más modesto en términos de reducción del déficit.

Comentarios