martes 07.07.2020

El juez aparta de Pescanova a Sousa Faro y pone al frente de la firma a la CNMV

El Juzgado de lo Mercantil número 1 de Pontevedra ha declarado en concurso de acreedores a Pescanova y ha retirado a su presidente, Manuel Fernández de Sousa Faro

alfonso paz andrade, accionista de pescanova, a su llegada a las instalaciones de chapela el pasado día 4  efe
alfonso paz andrade, accionista de pescanova, a su llegada a las instalaciones de chapela el pasado día 4 efe

El Juzgado de lo Mercantil número 1 de Pontevedra ha declarado en concurso de acreedores a Pescanova y ha retirado a su presidente, Manuel Fernández de Sousa Faro, de las facultades de administración del patrimonio “por el riesgo que entraña”, por lo que será sustituido por un consejo de administración, y le pide a la CNMV que designe un administrador.

Así lo indicó el magistrado en un auto recogido por Efe en el que indica que Pescanova ha asegurado que su pasivo y activo superan los cinco millones de euros; sus acreedores superan los 50; no ha pedido la liquidación de su patrimonio, ni ha presentado una propuesta anticipada de convenio; y tenía intención de pedir a la administración concursal retrasar la formulación de las cuentas.

El juzgado recuerda que el plazo que tendrá la administración concursal para presentar su informe será de dos meses.

El magistrado indica que ha decidido retirar las facultades de administración De Sousa Faro debido “a que su mantenimiento entraña evidentes riesgos”.

Para ello se basa en el hecho de que el órgano de administración ha incumplido el deber de formulación de las cuentas anuales del ejercicio 2012 en el plazo indicado por ley, “lo que constituye una de las funciones esenciales del órgano de administración”.

Al mismo tiempo, se ha incumplido el deber de presentar ante la CNMV los estados financieros intermedios del segundo semestre de 2012.

Considera que mantener al presidente de la compañía entraña “evidentes riesgos”

Recuerda que las cuentas se encuentran si auditar y que se ha solicitado la revocación del auditor en otro juzgado.

Según detalla, existen discrepancias relevantes entre la información suministrada con la solicitud de concurso y la subsanación presentada pocos días después.

En concreto alude al cambio del porcentaje de participación del socio mayoritario, el presidente de Pescanova (del 14, 42% frente al 5,51%), e incluso a la diferencia del pasivo total que se indica por error de cerca de 88 millones de euros.

Constata que el cargo actual de De Sousa Faro habría caducado tras el plazo estatutario de los cinco años.

Al magistrado le “llama la atención” el hecho de que la solicitud de concurso se haya tomado por mayoría, por lo que “da cuenta de la existencia de discrepancias en una decisión de tal trascendencia”.

Por su parte, Pescanova comunicó a la CNMV su entrada en concurso de acreedores, en virtud del auto dictado ayer por el juez de la sala de lo Mercantil número 1 de Pontevedra, “al haber sido acreditadas las circunstancias que lo motivan”.

Por otro lado, el consejero delegado del Banco Sabadell, Jaume Guardiola, dijo que la entidad trabaja con otros bancos y autoridades para “buscar una solución” para Pescanova, cuya situación es “insólita” y donde se han cometido, en su opinión, “enormes errores”.

Comentarios