Álex Hernández (Leyma Coruña): “Cuando tocas la puerta muchas veces al final se abre”

El base del Leyma Básquet Coruña posa para nuestro fotógrafo en el Palacio de los Deportes de Riazor | Quintana

Alejandro Hernández Maiquez (12 de febrero de 1990, Murcia) es el director de juego del Leyma Básquet Coruña, el base con criterio y experiencia que Sergio García pidió expresamente. Álex era el máximo asistente (3,8 pases de canasta por partido) hasta que hace dos semanas en Palencia se rompió el ligamento cruzado anterior de su rodilla derecha, un golpe de mala suerte en el camino del equipo coruñés hacia la ACB.



¿Cómo te encuentras?
Los primeros días estaba emocionalmente hundido, pero lo he ido asimilando, ya estoy mejor y tengo ganas de que me den la fecha para operarme y empezar la recuperación.

¿Recuerdas el momento exacto de la lesión?
Perfectamente. Fue una acción totalmente desafortunada en el partido de Palencia: hice un apoyo para frenar, me desequilibré por un defensor que había metido el pie ahí y noté que la rodilla se me iba.

Se confirmó el peor diagnóstico posible.
En un primer momento parecía que era poca cosa, pero al día siguiente la resonancia fue clara. Nunca había tenido una lesión de esta gravedad.

¿Realizarás la rehabilitación en A Coruña?
Sí, la idea es quedarme aquí. Los servicios médicos del Básquet Coruña son de un nivel muy alto: con el doctor Lariño, Gus (Gago, preparador físico) y los fisios (Bruno Camblor y Edu Seoane) estoy en buenas manos. Son gente muy trabajadora y me generan mucha confianza.

¿Qué te han transmitido el club y los compañeros?
Desde que llegaron las primeras noticias sobre el alcance de mi lesión enseguida recibí las llamadas de Roberto (Cibeira, el presidente), Sergio (García, el entrenador) y otros miembros de la directiva y el cuerpo técnico. Todos me han demostrado su apoyo y respeto y estoy muy agradecido.


Tengo un año más de contrato, pero el club puede ejercer una cláusula de corte 



Tu compañero Augustas Peciukevicius se lesionó de gravedad la temporada pasada y tras un año de recuperación ha vuelto a las pistas, ¿te ha dado algún consejo?
Peci me ha recomendado que tenga paciencia y que sea fuerte mentalmente para afrontar los momentos que vengan. Y eso trato de hacer, pero va a ser complicado porque me gusta mucho el baloncesto y estar en la pista. Es un reto y lo afrontaré con la mejor mentalidad posible.

El club renovó a Peci pese a la lesión, ¿cuál es tu situación contractual?
Tengo un año más de contrato con el Básquet Coruña, pero el club tiene la opción de ejercer una cláusula de corte. No hemos hablado nada, pero es algo que prefiero no pensar. Pase lo que pase estaré siempre agradecido al trato que me está dando el club.

¿Cómo es tu día a día desde la lesión?
Trabajo con el preparador físico y los fisios del club desde el segundo día después de la lesión para entrar en la operación en el mejor estado posible. Por suerte puedo hacer vida normal: caminar, conducir… A día de hoy ya tengo la rodilla prácticamente desinflamada y, en ese sentido, las dos primeras semanas han ido muy bien.

¿Cómo se ve el baloncesto desde fuera?
Por suerte en mi carrera prácticamente no me he perdido partidos, pero desde fuera se sufre más. Soy una persona que me involucro mucho en los proyectos a los que voy. Tenía muchas esperanzas y confianza en este final de temporada y emocionalmente ha sido duro asumir que no voy a poder ayudar a mis compañeros en la pista.



Los primeros días estaba hundido, pero lo he ido asimilando y estoy mejor 



¿Qué puedes aportar desde fuera?
Es importante que ellos noten que voy a estar ahí, apoyándoles día a día. Los primeros días preferí no coincidir con ellos para transmitir la negatividad que en ese momento tenía, pero ahora ya estoy con ellos en el día a día para todo lo que necesiten de mí.

Sergio García explicó en una entrevista para este diario que eres un jugador muy participativo en el banquillo y con el cuerpo técnico.
Sergio y yo somos dos personas que vemos el baloncesto de manera muy parecida y eso me hace sentir muy tranquilo de cara al final de la temporada. Reúne varias de las características que tienen todos los grandes entrenadores: es trabajador, entiende el baloncesto, tiene empatía y no transmite negatividad… Valores importantes para hacer un buen final de temporada.

El Leyma Coruña suma solo una victoria en los últimos cinco partidos, ¿a qué crees que se deben estos resultados?
Tenemos que ser autocríticos porque en las últimas semanas los resultados están siendo negativos, pero al mismo tiempo creo que el equipo tiene la capacidad de ganar a cualquiera y ser un rival peligroso. Tenemos que tener la mentalidad adecuada.

¿Cuál crees que es la solución para cortar la mala racha?
Yo soy una persona que cree mucho en el trabajo del día a día y estas últimas semanas están siendo complicadas, pero creo que con una buena mentalidad y disciplina los resultados acabarán llegando. Veo al equipo trabajando bien, en Oviedo ya lo demostramos, pero nos faltó acierto.

¿Es el objetivo del ascenso a la ACB una presión añadida para los jugadores?
Nosotros debemos saber convivir con esa presión sin eludirla, pero somos conscientes que no somos el único equipo con ese mismo objetivo, e históricamente ha habido clubes que han pasado muchos años luchando por el ascenso sin poder conseguirlo. El nivel de la liga ha subido, pero el Básquet Coruña está haciendo las cosas bien, la masa social sigue creciendo y cuando uno toca la puerta muchas veces al final se abre. Estoy convencido de que será equipo de ACB antes o después. 

Álex Hernández (Leyma Coruña): “Cuando tocas la puerta muchas veces al final se abre”

Te puede interesar