jueves 22.08.2019

Repsol renueva su convenio con la federación gallega de sordos para la integración laboral

En 2017, cuatro mujeres de la Federación de Asociacións de Persoas Xordas de Galicia participaron en las prácticas no laborales financiadas por Repsol y hoy trabajan en supermercados y empresas de limpieza. 

Iker Sertucha y Javier Sancho renovaron ayer el convenio en la sede de la federación | miguel miramontes
Iker Sertucha y Javier Sancho renovaron ayer el convenio en la sede de la federación | miguel miramontes

En 2017, cuatro mujeres de la Federación de Asociacións de Persoas Xordas de Galicia participaron en las prácticas no laborales financiadas por Repsol y hoy trabajan en supermercados y empresas de limpieza. 
Es por eso que el director de la Refinería, Javier Sancho, y el presidente del colectivo, Iker Sertucha, se volvieron ayer a ver las caras para renovar el convenio de colaboración entre ambas entidades que permitirá integrar en el mundo laboral a más personas con discapacidad auditiva. 
Contaron desde la federación que las cuatro que hoy tienen nómina eran hasta ese momento desempleadas de larga duración y que todavía hay mucho que rascar en el ámbito empresarial porque el desconocimiento o el miedo a no saberse comunicar con ellos hace que muchas veces no se contrate a gente sorda. En este sentido, la iniciativa se enmarca dentro de la línea de acción social de Repsol, y su desarrollo está enfocado principalmente a la cualificación específica y a la inserción laboral en el área de A Coruña y Arteixo sobre un colectivo especialmente vulnerable. 
Y es que en la actualidad sus tasas de inactividad están en torno al 65% en Galicia. De los cerca de 3.200 inscritos en la federación con sede en San Pedro de Mezonzo, unos 2.500 están apuntados en el servicio de empleo, eso sí, solo 52 son personas menores de 30 años. Explican que afortunadamente cada vez nacen menos niños sordos porque la administración de medicamentos, una de las causas por la que muchos están allí–la inadecuada toma siendo niños– se controla más. 
Sin embargo, el desempleo les afecta principalmente a ellos, a los más jóvenes, con independencia del nivel de estudios y su cualificación profesional, que no tienen experiencia y a los mayores de 40 años que provienen de sectores en declive, como la construcción o la automoción, sin formación acreditada. 
Creen que por esto las prácticas no laborales que potencia Repsol son una herramienta de acceso al empleo que está teniendo muy buenos resultados. 
De la primera edición, todos los participantes obtuvieron excelentes valoraciones por parte de las empresas colaboradoras. Además de aprender un oficio, se les informó y asesoró sobre un itinerario personalizado para poner un pie en el mercado de trabajo, con formación básica en habilidades prelaborales y laborales. La iniciativa, que se repetirá este año, incluyó la gestión y seguimiento de prácticas no laborales en empresas durante dos meses.
Tal y como explicó Javier Sancho, director de la refinería “este proyecto es una muestra más del compromiso que tenemos adquirido con la sociedad coruñesa, que desde hace más de 50 años buscamos dar respuesta a las necesidades sociales de nuestro entorno más cercano, y nos ayuda a difundir nuestra Energía Social”. Sancho agradeció “a la Federación y a todo su equipo que cuenten un año más con Repsol, destacar el enorme esfuerzo que realizan, y resaltar la importancia que tiene la labor diaria que desarrollan para hacer la vida más fácil a todas aquellas personas con esta discapacidad.”

Siete asociaciones
La Faxpg es una entidad sin ánimo de lucro fundada el 11 de noviembre de 1979 y declarada de utilidad pública el 27 de abril de 2005 y está compuesta por siete Asociaciones de Personas Sordas (A Coruña, Santiago de Compostela, Ferrol, Lugo, Ourense, Vigo y Pontevedra). l

Comentarios