viernes 20.09.2019

Reportaje | Las armas de los Martelo y de los los linajes Calo, Varela o Mariño de Goyanes

En la calle coruñesa de la Franja, en el número 14, existe un antiguo palacio que data del siglo XVIII y que hoy se dedica a Conservatorio de Música y Danza de la Diputación Provincial de A Coruña.

El escudo de la Casa Martelo, en el número 14 de la calle de la Franja, junto a las dos labras de la capilla de Nuestra Señora de la Estrella en la Colegiata de Santa María del Campo
El escudo de la Casa Martelo, en el número 14 de la calle de la Franja, junto a las dos labras de la capilla de Nuestra Señora de la Estrella en la Colegiata de Santa María del Campo

En la calle coruñesa de la Franja, en el número 14, existe un antiguo palacio que data del siglo XVIII y que hoy se dedica a Conservatorio de Música y Danza de la Diputación Provincial de A Coruña. Es un edificio conocido popularmente como la Casa Martelo. En la fachada principal del inmueble se aprecia un sobrio escudo labrado en piedra que está coronado por una tiara del marquesado de los Martelo.
Dicha enseña está cuartelada y en el primero de los cuadrantes se aprecia el martillo y el yunque, que pertenece al propio marqués de Martelo, mientras en el segundo aparecen tres rocas o farallones que se encuentran en la zona superior de las olas marinas sobre las que asoman otras tantas ramas de ortigas, que se corresponde con los Fajardo.
En el tercer cuartel se observa una encina con su fruto y un oso intentando hacerse con la fruta que pertenece a los Núñez de Boaño y, por último, en el cuarto, se haya un león rampante, cinco corazones, tres fajas horizontales y una torre que representa al linaje de los Zuazo y Andeiro, según se recogió en el año 1900 en la obra “Crónicas de la Casa Martelo-Faxardo” del sexto marqués de Almeiras.
Las armas descritas corresponden a algunos árboles de costados del sexto marqués de Almeiras, don Evaristo Martelo Paumán del Nero, quien nació en A Coruña en 1853 y falleció en la misma ciudad en 1928. Era hijo de don Ramón Martelo y Núñez y de su esposa doña Dolores Paumán del Nero y Zuazo, la quinta marquesa de Almeiras.

Órdenes
Como se puede apreciar en las imágenes que preceden estas líneas, la labra que en su día se colocó en el citado palacio lo hizo por orden de don Evaristo Martelo, ya que contiene las armas de los Fajardo, cuyo apellido venía por parte de su bisabuela, doña Carmen Fajardo de Andrade y Sotomayor, que era hija del señor de Rianxo, don Antonio Fajardo de Andrade. Esta dama se casó con el marqués de Almeiras, don Vicente Zuazo de Mondragón, y ambos se convirtieron en los padres de doña Mariana Zuazo Fajardo de Andrade, esposa de don Juan Paumán del Nero, que fueron los abuelos maternos de don Evaristo Martelo.
El ya indicado marqués de Almeiras, don Antonio Vicente Zuazo, era hijo de don Antonio Vicente Zuazo de Mondragón, primer marqués de Almeiras, y de su esposa, doña María Inés Jiménez de Cisneros.
Don Antonio Vicente Zuazo de Mondragón Ron Tapia Xinzo Rodil y Tovar se hacía llamar dueño y señor de las casas de Ombre y Andeiro, siendo regidor perpetuo de la ciudad de A Coruña y privilegiado con el nombramiento real de marqués de Almeiras el 16 de diciembre del año 1779.

Más linajes
Situada en el ábside del lado del Evangelio de la Real Colegiata se haya la capilla dedicada a la Virgen de la Estrella, cuya imagen allí se venera. Dentro de su recinto, entrando a la izquierda, se puede ver en un rincón una sepultura de procedencia medieval con estatua yaciente que ocupa todo el lienzo o muro y donde figura Antonio Gómez de Calo, quien fallece en 1654.
Este personaje distinguido había sido secretario de la Real Audiencia del Reino ubicada en la plaza Real coruñesa (hoy plaza de la Constitución) Procedía con toda posibilidad de la casa de este apellido y del linaje de los Calo, de la feligresía de San Juan de Calo, en el término del municipio de Vimianzo (A Coruña).
En la parte que remata el arco del monumento funerario se aprecia un escudo de armas cuartelado. En su primer cuartel están labradas dos vieiras, una estrella y una torre y debajo dos cabezas de lobo, que pueden corresponder al linaje de los Calo.
En el segundo cuartel aparece un árbol, mientras que en el tercero se muestran cinco fajas, tres flores de lis y debajo de estas unas ondas, que pueden ser los Varela o los Mariño de Goyanes, en una de sus versiones. En el cuarto cuartel se aprecian tres barras y un león andante, que probablemente sea de los Boado.
En el blasón colocado en un lado del paño de la sepultura, aparecen las armas de Calo, una torre sur montada em una estrella de cinco puntas y dos vieiras, una a cada lado de la estrella. En el segundo vuelven a figurar las tres barras, debajo las tres flores de lis, y en el tercer cuartel, dos cabezas de lobo en palo. Por último, en el cuarto se observan siete ondas que posiblemente sean las de los Mariño o de los Goyanes.
Este blasón parece que procede de una época anterior al primero descrito y en su totalidad se corresponde a los cuarteles primero y tercero del mencionado blasón colocado en lo alto del sepulcro de la Capilla de Nuestra Señora de la Estrella.

Comentarios