sábado 28/11/20

Proxecto Cárcere asume obras de la prisión que se quedaron sin hacer

El colectivo Proxecto Cárcere, que se acaba de hacer cargo de la gestión de una pequeña parte de las instalaciones de la antigua cárcel provincial, explicó ayer que el estado de esta infraestructura

Los responsables del Proxecto Cárcere fotografiaron algunas estancias para mostrar el estado en el que recibieron la prisión
Los responsables del Proxecto Cárcere fotografiaron algunas estancias para mostrar el estado en el que recibieron la prisión

El colectivo Proxecto Cárcere, que se acaba de hacer cargo de la gestión de una pequeña parte de las instalaciones de la antigua cárcel provincial, explicó ayer que el estado de esta infraestructura es de “abandono absoluto”. Entre las cuestiones que han revelado sobre estos primeros días de concesión del espacio destaca el hecho de que tuvieron que acabar las obras de la nave de la entrada porque consideraron que la empresa adjudicataria de las actuaciones no las había completado. Pese a todo aseguran seguir con mucha ilusión y prevén abrir al público en unas tres semanas, cuando finalice la adecuación de los baños a las normas de accesibilidad actuales.
Los miembros de Proxecto Cárcere comentaron ayer, a través de un comunicado, que “é evidente que o abandono absoluto do total do edificio durante sete anos, nos que en multitude de ocasións apelamos ao sentido común e responsabilidade das autoridades competentes para tomar as mínimas medidas de mantemento, ten causado un deterioro que nós consideramos inaceptable”. Pese a todo consideran que la instalación está a tiempo de salvarse porque perderla sería un error.
Conscientes de que queda mucho trabajo por delante para que el Ayuntamiento adecue el resto de salas de la prisión, tampoco se han mostrado convencidos con los remates de la nave de entrada que ocupan en esta primera fase del proceso para el uso colectivo de la cárcel. “O estado en que nola encontramos, a pesar de cumprir coas mínimas condicións de habitabilidade, era mellorable” indicaron a pesar de que en ese mismo espacio trabajó una empresa contratada por el Consistorio. Ese adjetivo se utilizó “en particular no que se refire ao fin de obra, tendo nós que facer un traballo que tal vez non nos correspondería”.

Merma en las condiciones
Ahora faltan tres semanas para que se finalice la reforma de los aseos de tal manera que sean accesibles para todos los vecinos y, por eso, la apertura “con liberdade e sen restriccións” se retrasa según lo previsto.
El tiempo extra que ha ganado la plataforma se utilizará para “limpar e acondicionar” y “preparar os protocolos de funcionamento e xestión para facilitar a entrada de persoas e colectivos á vida do cárcere”.
El estado del resto es “complicado” y, aunque esperan que la Administración local vaya abordando las reformas en sucesivas fases, esa preocupación por el abandono fue la que les empujó a seguir adelante con el acuerdo a pesar de la “merma de condicións” con respecto al concurso que ganaron. “As dimensións do espazo e condicións de uso variaron con respecto ás estipuladas na convocatoria de concurso do ano 2017”, recordaron.
Pese a todos los problemas, la idea es que poco a poco y con las mejores condiciones posibles se vayan desarrollando muchos proyectos ciudadanos que podrán “convivir, existir e crear cultura e comunidade”.

Comentarios