jueves 22/10/20

Detienen in fraganti a un joven que desvalijó las máquinas de un bar

La Policía Nacional consiguió frustrar un robo en un bar gracias a la oportuna llamada a la sala del 091 de un testigo, que había visto como un joven entraba en un bar tras reventar la puerta.

Además del dinero, la Policía Nacional se incautó del equipo que llevaba encima del joven ladrón
Además del dinero, la Policía Nacional se incautó del equipo que llevaba encima del joven ladrón

La Policía Nacional consiguió frustrar un robo en un bar gracias a la oportuna llamada a la sala del 091 de un testigo, que había visto como un joven entraba en un bar tras reventar la puerta. Eran las 05.30 horas de la madrugada del 30 de julio, cuando varios coches patrullas se dirigieron a la zona del Agra del Orzán a comprobar la llamada. El arresto se produjo justo a tiempo, cuando el sospechoso había forzado un bar y se había apoderado del dinero de las máquinas recreativas. El joven, de 22 años, resultó ser un viejo conocido, con varios antecedentes policiales.
Cuando llegaron los agentes, vieron que un hombre salía corriendo del lugar, pero fueron detrás de él y consiguieron darle alcance rápidamente. Tras cachearle, descubrieron que la mochila que cargaba a la espalda contenía una linterna, una braga de cuello y un par de guantes. También guardaba en su interior un cajetín dispensador de monedas, un cajetín dispensador de billetes, siete billetes de veinte euros, otros siete de diez euros así como numerosas monedas de diferente valor.
Tras contarlo, el importe de lo robado ascendía a casi trescientos cincuenta euros.
Dueños preocupados
Los policías comprobaron el establecimiento comercial y descubrieron que el cristal de la puerta de acceso estaba destrozado. La máquina de tabaco estaba forzada y las máquinas registradora y tragaperras estaban abiertas y su contenido, desaparecido. Hay que tener en cuenta que esos aparatos suelen ser el objetivo de cualquier ladrón que asalte bares de noche, porque siempre contienen dinero en efectivo. Por eso muchos de los dueños más preocupados por la seguridad de su establecimiento tienden a vaciarlos de noche, incluso a dejarlos abiertos, para prevenir robos.
La primera gestión consistió en localizar al responsable del establecimiento que se personó en el lugar. De igual modo, los agentes se entrevistaron con la persona que había llamado por teléfono a la Sala del 091.
En vista de los hechos, se procedió a la detención de dicho joven como presunto autor de un delito de robo con fuerza en establecimiento comercial. Fue trasladado a dependencias policiales para confeccionar las correspondientes diligencias por los hechos para después poner al joven a disposición judicial. l

Comentarios