Bergondo acelera la consolidación del “sueño americano” de A Senra

En 2007, A Senra volvió a abrir sus puertas para el uso y disfrute de Bergondo, como habían decidido sus impulsores | AEC

En unas semanas se cumplirán 15 años de la “segunda inauguración” de A Senra. Después de más de seis decenios de oscuridad y tres de insistencia, a los que se sumaron los casi ochenta meses que se necesitaron para completar su reconstrucción, el centro de los “americanos” reanudó en 2007 su actividad cultural, social y educativa como colofón a una odisea con la que se consumó la Transición en Bergondo.


Ahora, el municipio encara una segunda intervención en A Senra, que convertirá el entorno en centro deportivo y de ocio de Bergondo con una inversión de 737.000 euros que permitirá aumentar la oferta de equipamientos que hasta ahora ofrecía este espacio, como área de esparcimiento para la ciudadanía y como instalación complementaria para el CPI Cruz do Sar. Con esta actuación, incluida en el Plan Único Complementario de la Diputación de A Coruña, se completarán los compromisos asumidos para la cesión de estos terrenos por parte de la Dirección General de Patrimonio del Estado, aprobada en sesión plenaria el 11 de noviembre de 1999 tras el acuerdo previo con la Sociedad Centro de Instrucción y Recreo de Bergondo y sus Contornos. Un convenio en el que se estableció, por una parte, recuperar el inmueble, y por otras, adecuar los terrenos como área de ocio y servicios para Bergondo.


Las obras se acometerán en la explanada existente entre el centro y el CPI Cruz do Sar, que actualmente se utiliza como aparcamiento, y optimizar el espacio existente, integrando varios equipamientos demandados, como una pista de atletismo de 160 metros y cinco calles dotada de un graderío con capacidad para 490 espectadores, otra polideportiva con césped artificial, un área de calistenia, un auditorio con un aforo de 300, otra infantil con una zona cubierta, un recorrido de equilibrio para los más pequeños, varias mesas de picnic cubiertas y elementos para estacionar bicicletas, detalló el Gobierno de Pérez Máquez.


La obra se completará con la adecuación del entorno, donde se ordenará el aparcamiento, se ampliarán los servicios y creará una nueva entrada para A Senra.


Inicios

“Ese centro de instrucción y recreo carece de personalidad jurídica para reclamar la devolución de la Finca de la Senra”. La respuesta del Gobierno de Franco al primer intento de la Sociedad de Bergondo y sus Contornos en Nueva York supuso un disgusto para el colectivo que, a pesar de la indiferencia del régimen, no dudó en continuar con los trámites para recuperar el inmueble, construido con la aportaciones de sus antepasados, enviadas, “dólar a dólar”, desde los Estados Unidos.


Entonces –como antes, en 1924 y 1936, o después, en 1970 y en 2000– el colectivo evidenció una enorme capacidad de negociación y constancia para rescatar el inmueble, incautado tras el estallido de la Guerra Civil.


Los representantes de esta asociación, nunca cejaron en su empeño por devolver a Bergondo lo que –sentimentalmente al menos– nunca había dejado de pertenecerle y, aunque años después acabarían reconociendo que “llegamos a sentir que peleábamos contra molinos de viento”, contactaron desde con el rey Juan Carlos I hasta con Manuel Fraga que, siendo embajador de España en Londres los recibió en su chalé de Perbes.


La elección del alcalde José Fernández Ramos supuso, según indicaron desde la sociedad, el “impulso definitivo al proceso” para recuperar A Senra.


“(Fernández) apoyó nuestra causa desde el principio”, apuntaron desde Nueva York.


En la Navidad de 2000, el Gobierno del Estado accede a ceder el inmueble, para “uso social”, al Ayuntamiento de Bergondo.


CRONOLOGÍA


12.07.1936

La inauguración, con cientos de vecinos de Bergondo

El gobernador civil, al que asesinan días después, preside los actos de inauguración, a la que asisten cientos de vecinos de Bergondo.

A Senra costó, según una escritura de 23 de septiembre de 1928, 85.000 pesetas.


14.07.1937

La incautación, sin motivos y nunca notificada a Nueva York

En Bergondo aseguran que A Senra se ocupó solo ocho días después de su apertura pero, de manera oficial, figura el 14 de julio de 1937 como fecha de incautación del edifico y los terrenos de A Senra. A la sociedad nunca se le notificaron las causas.


08.08.1970

El colectivo, “agraviado” por la respuesta de Franco

Desde Nueva York, el presidente de la sociedad, Benito Santos, dirige una misiva a distintos medios españoles para denunciar, con un tono reivindicativo pero también desgarrador, la respuesta dada por Franco a su primera solicitud de devolución, tramitada en 1969.


18.12.2000

La cesión, paso necesario para iniciar la reconstrucción

El alcalde, José Fernández Ramos, sella con el Ministerio de Hacienda la cesión de A Senra al Ayuntamiento de Bergondo. Lo acompaña, en representación de la sociedad, su vicepresidente, Antonio Casal. Una rúbrica que, para muchos, supone el fin de la Transición en Bergondo.


28.04.2007

Un acontecimiento histórico para toda As Mariñas

Cientos de vecinos “–incluidos algunos de los fundadores o descendientes de aquellos, que se sientan en primera fila– asisten emocionados a la segunda inauguración de A Senra. Desde entonces, el edifico es uno de los centros culturales de referencia en As Mariñas.

Bergondo acelera la consolidación del “sueño americano” de A Senra

Te puede interesar