miércoles 27/1/21

El Gobierno costeará la restauración del arcosolio hallado en Santa María

Las obras, de 95.000 euros, se acometerán con cargo a la misma subvención que las de San Francisco, también en Betanzos
El arcosolio se localizó detrás del retablo de San Pedro, en la nave sur de la iglesia de O Azougue | AEC
El arcosolio se localizó detrás del retablo de San Pedro, en la nave sur de la iglesia de O Azougue | AEC

Entre las obras de restauración promovidas por el Gobierno del Estado, a través del Instituto del Patrimonio Cultural de España, en Galicia está la del retablo de San Pedro y las pinturas murales del arcosolio hallado hace unas semanas en Santa María do Azougue. La actuación, a la que se destinarán 95.000 euros, se costeará, según indicaron desde la Delegación del Gobierno de A Coruña, “mediante una subvención nominativa dirigida a la Xunta” que alcanza los 2.816.339,54 euros, de los que otros 398.520,2 también se invertirán en Betanzos. En concreto, en San Francisco. La cantidad restante (443.254,06) se destinará al Mosteiro de Herbón.

Con este anuncio se resuelve una de las dudas planteadas a raíz del descubrimiento de lo que se presume un sepulcro, con relieves policromados, seguramente del siglo XV que representan la Anunciación, por parte de dos especialistas de Techne SC, a quienes la Unidad Pastoral de Betanzos había encargado un estudio para restaurar el retablo de San Pedro, en la nave sur de la iglesia de O Azougue: ¿Quién asumirá los gastos de la recuperación de ambos, tanto del relieve como del retablo de San Pedro?

En este sentido, desde el principio se tuvo claro que había que restaurar y conservar ambas, tanto el retablo barroco, que se reubicaría, como el arcosolio gótico con la Anunciación. El párroco, Santiago Pérez, expuso entonces que “estamos ante descubrimiento emocionante que está por catalogar pero que aporta aún más valor artístico y cultural a este templo” de Santa María. 

“Alguien apuntó a que, de Galicia, Betanzos es donde más anunciaciones se encuentran”, continuó el sacerdote, convencido de la entidad de lo que se supone el enterramiento de alguien importante de la Baja Edad Media.

Importancia
La importancia del descubrimiento reside en el hecho de que es un elemento no catalogado, que no está estudiado, dentro de  un Bien de Interés Cultural (BIC).Además, los especialistas inciden en que todo apunta a que es obra de un destacado taller de talla de la época gótica que existió en la ciudad, que también intervino en San Francisco. “La diferencia con aquellos es que aquí es posible que encontremos la policromía original gótica, lo que supone que puede ser uno de los pocos vestigios góticos policromados que se conserven”, señaló la restauradora Milagros Martínez. 

Desde el Ayuntamiento de Betanzos, la alcaldesa, María Barral, mostró su alegría por el hallazgo y su disposición a colaborar para que, “a la mayor brevedad, se pueda disfrutar de esta joya dentro de otra joya como es esta de Santa María do Azougue”.

Comentarios