Detenida una banda de jóvenes que atracaban a gente de madrugada

Policías nacionales, durante una intervención en el barrio de la Sagrada Familia | javier alborés

Agentes del Grupo de Investigación del Distrito Norte de la Policía Nacional detuvieron en A Coruña a cinco jóvenes que se dedicaban atracar a la gente en las calles del centro de la ciudad, de madrugada. Los cinco, con edades comprendidas entre los 20 y los 22 años, se encuentran ya en prisión, al haber dictado su ingreso en la misma la Autoridad Judicial (dos de ellos ya se encontraban prisión por otras causas cuando los identificaron). Cuatro de estos jóvenes ya contaban con antecedentes policiales.


Según relatan desde la Jefatura Superior de la Policía Nacional, eran las 5 de la mañana del día 20 de marzo cuando dos jóvenes caminaban de regreso a su domicilio, por la Travesía de la Marina. De repente, fueron abordados por un grupo de jóvenes, que se acercaron a ellos para pedirles un cigarro. La actitud de este grupo se tornó agresiva y arrinconaron a la pareja contra una pared, al tiempo que les palpaban los bolsillos. Una de las víctimas forcejeó para evitar el robo, por lo que uno de los agresores le propinó varios puñetazos en la cara, dejándolo aturdido.


Tras estos hechos, los ladrones abandonaron el lugar a la carrera. Consiguieron sustraerles un teléfono móvil, documentación y tarjetas de crédito y algún dinero en efectivo.


Un par ya en prisión

Las investigaciones realizadas por el Grupo de Investigación del Distrito Norte de esta ciudad, llevaron a la identificación de los autores de este robo con violencia. 


Descubrieron que dos de ellos ya se encontraban en prisión por otro robo con violencia que habían cometido esa misma noche. Otros dos fueron arrestados el martes pasado día 29 de marzo en A Coruña y en Arteixo.


En cuanto al quinto y último, cayó el miércoles por la mañana, también en A Coruña. En total, por el momento, se ha determinado que han sido autores de al menos tres robos con violencia en la ciudad, continuando las investigaciones por parte del grupo del Distrito Norte para determinar su posible implicación en más robos que todavía están por resolver.


Desde la Jefatura Superiro no mencionan que emplearan armas blancas o de cualquier otro tipo para cometer sus atracos, por lo que su modus operandi parece basarse en la superioridad numérica, para abrumar a la víctima, intimidarla y despojarla de sus pertenencias.

Detenida una banda de jóvenes que atracaban a gente de madrugada

Te puede interesar