La Ciudad Vieja se viste de gala para acoger la celebración de la Feira das Marabillas

Comienzan los preparativos en las calles del casco histórico | javier alborés

Ya están en marcha los preparativos para acoger la Feira das Marabillas en la Ciudad Vieja. Desde la mañana de ayer, las telas y banderolas que dan ambiente a esta celebración ya se pueden ver en las calles del casco histórico y la instalación de los puestos del mercado comenzará a partir de hoy, con el objetivo de que el jueves ya esté todo finalizado para la gran inauguración.
 

La XXVI edición de la Feria Medieval llega cargada de actividades y propuestas para todos los públicos. Se celebrará desde el jueves, 21 de julio, hasta el día 25, una duración acortada a cinco jornadas, a diferencia de las seis habituales. Sobre esta cuestión, la alcaldesa, Inés Rey, achacó la decisión a una cuestión de agenda y negó que los motivos tengan que ver con las quejas de los vecinos de la Ciudad Vieja. “La configuración de la fiesta de este año se debe al calendario de actividades y al presupuesto. Lo importante es que va a haber feria en su formato tradicional y que se ha organizado de la mejor manera posible para que se pueda disfrutar como siempre”, explicó la regidora municipal. 
 

El desarrollo de esta cita habitual de cada verano se vio interrumpido desde 2020 por la pandemia, pero este año llega con 200 puestos, tan solo quince menos que en 2019, y estarán repartidos con más espacio de lo habitual. La intención es dinamizar la actividad comercial de la zona para tener el empujón necesario para remontar. El jueves tendrá lugar la gran inauguración de la feria a las 12.00 horas. La plaza de Azcárraga será el escenario del pistoletazo de salida, que también compartirá protagonismo con María Pita, a las 13.30 horas, cuando el Recuncho das Pícaras abra sus puertas para recibir a los más pequeños.

 

Programa

Este será el espacio para acoger a un público más familiar, por lo que estará acotado para la seguridad de los niños. Allí habrá talleres de demostración de mercaderes artesanos, sillas voladoras, una noria, ajedrez gigante, camas elásticas, un campamento, exposiciones, atracciones, tiro con arco, un castillo y guardería. 
 

Además, como novedad más destacada, ‘Ashdrok”, el árbol sabio, ofrecerá cuentacuentos diarios a los visitantes, y ‘Títeres’ será el encargado de ofrecer obras de teatro y shows de circo. El jueves, a las 21.00 horas, la Iglesia de Santiago contará con un encuentro de música medieval, y todos los días, en el Arquivo Reino de Galiza se podrá visitar la exposición “Envíame una postal”, de García Garrabella. Para cerrar las actividades, la Colegiata de Santa María será el lugar escogido para la representación teatral, a las 21.00 horas, de “La Casa de Bernarda Alba”, de Noite Bohemia.

La Ciudad Vieja se viste de gala para acoger la celebración de la Feira das Marabillas

Te puede interesar