La colada de lava de La Palma arrasaría barrios como Os Mallos O Ventorrillo y Cuatro Caminos

Simulación en la ciudad de A Coruña realizada por la Red Geocintífica de Chile
|

El volcán de isla canaria de La Palma continúa en erupción y la lava sigue arrasando todo a su paso: casas, iglesias, colegios, centros de salud o terrenos de labradío. Sin embargo, a veces la distancia no permite saber con exactitud a qué punto llega el daño y solo las cifras no llegan para conocer la verdadera dimensión de la catástrofe. Para ayudar a que la gente pueda hacerse una idea más cercana, la Red Geocientífica de Chile ha realizado varias simulaciones en las que sitúa la mancha de lava que está arrasando parte de La Palma en ciudades españolas, como es el caso de A Coruña. Sobre el callejero herculino, el montaje permite ver cómo una erupción como la de Cumbre Vieja eliminaría del mapa barrios enteros como Os Mallos, O Ventorrillo o Cuatro Caminos.

La simulación sitúa la boca del volcán en la zona de Bens, desde donde partiría el río de lava hacia el otro lado de la ciudad, casi en paralelo a la ronda de Outeiro. De esta manera, los primeros lugares afectados serían la parte del polígono de A Grela más pegada a O Ventorrillo y este mismo barrio, que casi desaparecería por completo con el avance del magma. Este deja solo una pequeña “isla” a su paso, que coincide con una pequeña montaña que existe en la ladera de Cumbre Vieja en La Palma, y que fue la primera zona en “salvarse” del paso de la colada gracias a su mayor altitud.


Tras pasar por O Ventorrillo, también se vería afectado parte del terreno que ocupa el barrio del Agra do Orzán y a partir de ahí la mancha sigue casi de forma recta la ronda de Outeiro, “destrozando” a su paso Os Mallos, Cuatro Caminos, A Cubela y A Gaiteira y quedando el pico del magma a punto de iniciar su recorrido por Os Castros camino del puerto de San Diego. Entre otras infraestructuras destruidas en el montaje chileno, además de los miles de edificios, estarían las estaciones de tren y autobús. 

La colada de lava de La Palma arrasaría barrios como Os Mallos O Ventorrillo y Cuatro Caminos