La ocupación hotelera en la ciudad ya se acerca a niveles del año 2019

La presencia de turistas es notable en la ciudad | PEDRO PUIG
|

Después de un 2020 dramático para el sector hotelero, 2021 parece consolidarse como el año del principio de la recuperación. Así se desprende de los datos publicados al respecto por el INE (Instituto Nacional de Estadística) en su informe del pasado mes de julio referente a la coyuntura hotelera, en los que se puede comprobar que A Coruña recupera mucho terreno perdido a causa de la pandemia, y las cifras empiezan a parecerse a las de 2019. Así, el número de viajeros totales en la ciudad el mes pasado fue de 38.216, muy por encima de los 23.204 del mismo mes en 2020, y todavía por debajo de los 49.868 de 2019, antes de la pandemia.


En ese sentido, Richard Huerta, presidente de Hospeco (Asociación empresarial de Hospedaje de A Coruña), confirma las buenas sensaciones. “El mes de julio ha sido un mes decente, y agosto está siendo muy bueno en la ciudad, con una ocupación aproximada del 85% y, durante dos semanas, rozando el 100%”, explica Huerta, que confirma que la pandemia ha hecho que ahora el perfil del turista esté muy definido. “El 90% de las personas que vienen a la ciudad son de procedencia nacional. Un factor puede ser que nuestra ciudad se ha librado de las grandes olas de calor que ha habido en casi todo el país. Además, cabe destacar también que ahora hay mucho turismo interno dentro de la propia comunidad autónoma, personas que nos visitan desde otros puntos de Galicia”, añade.


Más turismo nacional

Los datos del INE corroboran este perfil de turista que explica Huerta. Así, de los 38.216 viajeros antes citados, 31.944 son de procedencia nacional, por tan solo 6.272 extranjeros. “Hay mucha gente que ha venido de lugares como Andalucía o Valencia. Es un perfil de turista muy tranquilo, que viene a la ciudad a pasear, disfrutar del entorno, comer bien... En ese sentido, estamos satisfechos”, añade el presidente de Hospeco.


“Este verano puede ser un punto de inflexión para reposicionar a la ciudad como un lugar de referencia dentro de la España verde, pues aquí tenemos muchos lugares que permiten practicar ese tipo de turismo basado en disfrutar de la naturaleza. Tenemos que ser capaces de conseguir poner en valor todo lo que nos distingue y nos hace especiales, que es mucho”, señala.


Con respecto al futuro, Richard Huerta se muestra optimista. “Las consecuencias de la pandemia han sido terribles a nivel humano y económico, pero ahora tenemos un grado de vacunación muy alto y creo que lo peor ya ha pasado. Vamos a ver si es posible seguir creciendo en los próximos meses. El año que viene es Año Santo, y eso siempre es un aliciente más para venir a Galicia y seguro que en A Coruña también lo notamos”, concluye.

La ocupación hotelera en la ciudad ya se acerca a niveles del año 2019