Teletrabajar, pero desde Portugal

|

Qué poco dura la alegría en la casa del pobre. Ayer estábamos celebrando la alegría por el acuerdo en la ampliación de los ERTE, esos que sirven para garantizar el mantenimiento del empleo y hoy nos encontramos con la patronal muy cabreada a cuenta de que el Gobierno pretende regular el teletrabajo y hacer que las empresas paguen hasta la factura de la luz de sus empleados que se queden en casa. Antonio Garamendi, presidente de la CEOE ya avisa de que el teletrabajo no entiende de fronteras y que los empresarios pueden contratar en Portugal. A lo mejor eso resulta un poco drástico. FOTO: Garamendi | aec

Teletrabajar, pero desde Portugal