Rusia defiende el aterrizaje forzoso de un avión en Bielorrusia y denuncia la "hipocresía" de Occidente

La portavoz Ministerio de Exteriores ruso, María Zajárova
|

Las autoridades de Rusia han defendido este lunes el uso de un avión del Ejército de Bielorrusia para forzar el aterrizaje de un avión en el que viajaba el disidente Roman Protasevich y ha denunciado la "hipocresía" de la comunidad internacional.


La portavoz del Ministerio de Exteriores ruso, Maria Zajarova, ha dicho sentirse "extrañada" por la respuesta de los líderes occidentales, que han tildado lo sucedido de "terrorismo de Estado" y hablan ya de posibles sanciones contra Minsk.


En un comunicado, Zajarova ha recalcado que en Internet "todavía se pueden encontrar casos de secuestros violentos, aterrizajes forzosos y arrestos ilegales por parte de los que se consideran guardianes de la moralidad y líderes pacíficos".


Así se ha referido a los países occidentales, a los que ha acusado de permanecer "en silencio" ante otros aterrizajes forzosos y desvíos de aviones. En este sentido, ha recordado el aterrizaje forzoso en Austria de un avión en el que viajaba el expresidente de Bolivia Evo Morales "a petición de Estados Unidos".


En este sentido, ha señalado que en Ucrania también tuvo lugar un incidente similar cuando un avión bielorruso tuvo que aterrizar tras 11 minutos en el aire cuando llevaba a bordo a un activista "anti-Maidan".


"El comportamiento similar de otros no provoca tanto revuelo", ha matizado, si bien ha hecho hincapié en que "el uso de información para crear una percepción mediática apropiada ya no tiene el efecto deseado". "La red lo recoge todo", ha matizado.


Desde el Kremlin, sin embargo, han rechazado comentar lo sucedido. El portavoz, Dimitri Peskov, ha descartado que haya ciudadanos rusos afectados por el aterrizaje del vuelo de Ryanar, que cubría la distancia entre Atenas y Vilna.


"No comentaré nada sobre el avión de Ryanair. Existen ciertas reglas internacionales y son las autoridades internacionales aéreas las que deben dar cierta valoración desde el punto de vista de si corresponde o no" lo sucedido, ha expresado.

Asimismo, ha señalado que "No puede comentar la situación" por el momento. Tal y como ha indicado, según la agencia Sputnik. El Kremlin "insta a hacer una valoración racional de lo ocurrido sin prisas".


Por su parte, el diputado ruso Leonid Kalashnikov, que se encuentra al frente de la comisión de la Duma sobre asuntos postsoviéticos, ha reivindicado que Bielorrusia tiene "derecho a elegir los métodos que considere necesarios para combatir las amenazas a su seguridad nacional", tal y como ha informado el diario 'The Moscow Times'.


"Es un Estado independiente. Si ve una amenaza para su seguridad deben luchar contra ella", ha matizado. Sus palabras llegan después de que Minsk aseguraran que las autoridades no tenían más opción que hacer aterrizar el avión y detener a Protasevich, un activista y periodista de 26 años. Las autoridades bielorrusas han asegurado que la aeronave ha tenido que aterrizar de emergencia en Minsk debido a una amenaza de bomba.


Rusia defiende el aterrizaje forzoso de un avión en Bielorrusia y denuncia la "hipocresía" de Occidente