El gobierno existencialista ferrolano

|


LA existencia se reduce, en muchos casos, al mero e intranscendental hecho de estar. Algo así se podría decir que resume la situación del precario gobierno ferrolano, cuyo alcalde activista, Jorge Suárez, conoce de antemano los resultados que depararán sus iniciativas en el pleno de la corporación. Solo así se puede entender que, por ejemplo, en el que ayer abordaba, además de la derogación de la tasa de saneamiento impuesta por el anterior gobierno, la aprobación de la nueva, en este segundo punto careciese de apoyos. Tal vez por ese motivo, porque se sabía que una saldría adelante y la otra no, Ferrol en Común y las dos concejalas no adscritas –antes en el PSOE– no se molestasen tan siquiera en que todos ellos estuviesen presentes. Luego viene el victimismo...

El gobierno existencialista ferrolano