Cinco directivos del banco chino ICBC son detenidos por blanqueo de capitales

17/02/2016 Operación contra el banco chino ICBC en Madrid por blanqueo de capitales. La Guardia Civil sospecha que la entidad tenía relación con otras tramas criminales además de la desarticulada en mayo en la Operación
|

De la Operación “Snake” a la Operación “Shadow”. Nueve meses después de la desarticulación de una red mafiosa china, la Guardia Civil dio ayer un nuevo golpe a las tramas de blanqueo de capitales que actúan en España, en este caso con el registro de las cuatro plantas de la sucursal madrileña del Banco Industrial y Comercial de China (ICBC).
Fue el 11 de mayo de 2015 cuando la Guardia Civil culminó una investigación de dos años con la desarticulación de una organización dedicada blanquear grandes sumas de dinero a partir de la importación de los artículos que se venden en los bazares regentados por ciudadanos chinos. Las pesquisas desarrolladas a partir de aquel operativo han llevado al Instituto Armado al mayor banco mundial.
El Grupo de Delincuencia Económica de la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil dio así el primer paso de una nueva investigación cuya magnitud se desconoce, pero que anticipa numerosas consecuencias y ramificaciones internacionales. “No se trata de una operación contra uno o un grupo de empleados desleales, sino contra el propio banco y su funcionamiento”, advirtieron fuentes de la investigación.
Junto a las decenas de efectivos de la Guardia Civil que tomaron el edificio del ICBC chino –en el centro de Madrid– había varios miembros de Europol, la oficina de policía continental que coordina las actuaciones conjuntas entre las fuerzas de seguridad de los países de la Unión Europea. La sede central europea del ICBC está en Luxemburgo.
El Instituto Armado bautizó como Operación “Snake” a su operación de mayo, coincidiendo con que la primera pista tuvo lugar el año de la serpiente, según el horóscopo chino. Se saldó con 32 detenidos, 47 imputados y 65 registros.

todo a cien
Importaban grandes cantidades de artículos de los que se venden en los bazares chinos, los comercios que antes se conocían como Todo a Cien. Lo hacían eludiendo ilícitamente los impuestos asociados a esos productos y en esa competencia desleal incurrían en delitos como blanqueo de capitales, contra la Hacienda Pública, contrabando o incluso organización criminal.
Los beneficios que extraían de estas operaciones la mayoría de las veces se trasladaban a China, donde viven los jefes de la organización. La Operación “Snake” dejó una cantidad ingente de documentación entre la que se halló un hilo del que seguir tirando. “El dinero siempre deja rastro”, señalan desde la investigación que terminó dando como resultado las conexiones entre la red mafiosa y el ICBC en sus operaciones en España: la sucursal madrileña registrada ayer facilitaba la introducción en el circuito financiero de fondos cuyo origen eran las actividades fraudulentas de la trama. Así se posibilitaba su transferencia a China dotándoles de la apariencia de legalidad.

Cinco directivos del banco chino ICBC son detenidos por blanqueo de capitales